Diario de a bordo

La leyenda urbana del maquillaje de fin de trimestre

Europa baja con fuerza en la sesión de hoy. Y China tiene mucho que ver en todo esto.

Ya empezaron a gestarse los problemas ayer por la noche, cuando el Nasdaq retrocedía por culpa de las empresas chinas que cotizaban en EE UU. Y es que corrían noticias por el mercado de que el regulador de EE UU estaba investigando a varias de ellas por irregularidades contables. Les recuerdo la sospecha, que siempre he tenido, que en un nido de corrupción y falta de control, como es este régimen chino, comunista, cerrado y sin posibilidad alguna de controlar, no descartáramos que hubiera muchos datos inventados.

Pero es que además esta mañana más malos datos macro chinos, reales o inventados, en forma de tercer mes consecutivo de contracción en el sector de manufacturas, lo que ha llevado a la Bolsa china a cerrar en mínimos de más dos años.

El gigante que tiró de todos los demás, durante mucho tiempo, parece presa de lo mismo que los demás, de una ralentización a nivel mundial.

Todo esto presiona fuertemente a las materias primas muy dependientes de China y a los sectoriales de materiales básicos, que pesan mucho en los índices europeos.

A destacar que los credit default swaps de China suben hoy más del 10% y superan los 200 puntos básicos por primera vez desde primeros de 2009. Está empezando a no verse tan seguro este país, hay bastante inquietud.

Pero además, esta mañana hemos tenido otra muy mala noticia. De hecho desde que ha salido las Bolsas europeas ya no han dejado de bajar. Me refiero al dato de inflación en la eurozona. Cuando se esperaba un 2,5% interanual nos hemos ido por sorpresa a un 3%. Alemania tiene buena parte de culpa de la subida, al tener el 2,6% desde el 2,4% anterior y cuando se esperaba sin cambios.

Un 3% no es una inflación grave, y más con la que está cayendo. Además con las materias primas bajando, y el crecimiento ralentizándose por todos lados, no parece que vaya a ir muy lejos, pero el BCE está muy obsesionado con este tema.

Los operadores, en cuanto han visto el dato y conociendo al BCE, han empezado a retroceder en una de las cosas que se habían descontado con alzas hace unos días. El hecho de que el BCE baje 50 puntos básicos a primeros de octubre, como ya se había cotizado parece ahora mucho más difícil.

Y es cierto que las neuras del BCE a este respecto son muy importantes, y me imagino que dejarán los tipos quietos pero no los bajaran, mientras lanzan en la próxima reunión mensajes semi apocalípticos sobre que vigilan muy estrechamente y de forma casi autista la inflación.

Con todo esto, el día ha quedado bastante torcido, y además habría que añadir los habituales comentarios negativos que los políticos alemanes suelen desperdigar durante las sesiones, casi todos los días, especialmente las bajistas.

Posteriormente, se han dado datos de EE UU mucho mejores de lo esperado, como el de Confianza del consumidor de la Universidad de Michigan, o el de directores de compras de Chicago pero no han tenido efecto.

Además se ha demostrado que lo del maquillaje de fin de trimestre es una leyenda urbana. Más bien lo que se hace es vender los peores valores y comprar los mejores del trimestre para quedar bien las gestoras en la foto.

Ma ha dejado inquieto el hecho de que el director de ECRI afirma en Bloomberg que EE UU está entrando en recesión... Esta es la cita de Bloomberg : U.S. "tipping into a new recession," said ECRI's Lakshman Achuthan on Bloomberg Radio.

Me preocupa mucho, ya que como saben, históricamente esta casa, ECRI, suele hilar muy fino con estas cosas. Mal asunto. Al mercado no le va a gustar...

El indicador semanal adelantado baja de 122,2 a 121,9.

Indicador de crecimiento anualizado pasa de -6,7 a -7,2 %

Y así termina un desastroso trimestre, ojalá que el próximo sea mejor, va a depender mucho de la habilidad de los políticos, que últimamente no ha sido demasiado brillante precisamente...