Una tasa de recaudación autonómica

División entre las comunidades autónomas ante el rescate del impuesto de patrimonio

La anunciada recuperación del impuesto de patrimonio, de recaudación autonómica, ha desatado una cascada de declaraciones por parte de los dirigentes regionales. La tónica general es de cautela, aunque la mayoría de regiones comandadas por el PP han manifestado su rechazo.

El presidente del PNV de Vizcaya, Andoni Ortuzar ha afirmado que su partido no entendió, en su día, que se suprimiera este impuesto. "Y ahora lo vuelven a poner, dos meses antes de unas elecciones y, por tanto, con un evidente interés electoral", ha censurado. Para el líder nacionalista, "lo que es peor" es que este impuesto "lo gestiona las Comunidades autónomas" y que el PP "ya ha dicho que en las Comunidades autónomas que gestionen, seguramente no se va a aplicar". "¿Qué seguridad le damos al ciudadano que tiene que pagar o no ese impuesto?, ha lamentado Ortuzar.

El consejero de Economía y Hacienda del Gobierno de Navarra, Álvaro Miranda, ha transitado por la misma línea de ambigüedad. Ha afirmado que la Comunidad foral aplicará el impuesto de patrimonio si así lo hacen también el resto de Comunidades Autónomas, pero ha afirmado que Navarra "tiene que esperar" para ver precisamente cuál es la decisión del resto de regiones.

"Si se aplica en todas y cada una de las Comunidades Autónomas, Navarra lo aplicará. Si hay Comunidades que se saltan a la torera lo que apruebe el Parlamento nacional y no aplican el impuesto del patrimonio porque tienen competencias para no aplicarlo, en Navarra tendremos que pensar qué hacemos, no vaya a ser que por implantar aquí el impuesto de patrimonio y los demás no, nos quedemos sin patrimonio y sin impuesto", ha apuntado. En definitiva, Miranda ha defendido, en declaraciones a los medios antes de presidir la reunión del Consejo Económico y Social de Navarra, que "hay que esperar a ver qué hacen las Comunidades en función de lo que apruebe el Consejo de Ministros este viernes y luego el Congreso cuando convalide el Real Decreto Ley".

La presidenta madrileña, Esperanza Aguirre, ha sido rotunda al calificar el cómo se ha fraguado la reforma: cree "escandalosa" la "impudicia" con la que el candidato del PSOE a la Presidencia del Gobierno, Alfredo Pérez Rubalcaba, "da ordenes" al jefe del ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, para que recupere el Impuesto de Patrimonio. Sin embargo, a la hora de opinar sobre qué hará ella en su comunidad ha moderado ostensiblemente su discurso. Habrá "esperar a ver qué ocurre" finalmente, ha declarado Agurre.

Alberto Fabra, presidente de la Comunidad Valenciana, ha ido un paso más allá. "Si no cambia la ley, vamos a seguir en nuestros principios: dejar que el dinero lo tengan las empresas y los ciudadanos", ha asegurado el presidente, que ha añadido: "Y si cabe, como hasta ahora, la posibilidad de bonificar al máximo ese impuesto, lo vamos a hacer".

Por su parte, el portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran i Lleida, ha tachado de "populista" la propuesta de Rubalcaba y ha apostado por reformar la fiscalidad "con seriedad" y sin "penalizar el ahorro" para no perjudicar a las clases medias. A su juicio, "simplemente restituir el impuesto de patrimonio es una barbaridad".

Duran ha recordado además a Rubalcaba que se trata de un impuesto cedido a las comunidades y que si quiere recuperarlo el Estado debe modificar la Ley Orgánica de Financiación de las Comunidades Autónomas.

Contrasta con la postura del popular, José Antonio Monago, el presidente de la Junta de Extremadura, que se ha mostrado a favor de recuperar el impuesto de patrimonio. Una decisión que ha sido calificada por el secretario general adjunto del PP de Extremadura, Juan Parejo, como una muestra de "identidad propia" y que no es una "marioneta" de Génova.

Por su parte, el presidente del Gobierno de Canarias, Paulino Rivero (CC), considera que recuperar el impuesto de Patrimonio es "razonable" y ha avanzado que si el Ejecutivo central aprueba su puesta en marcha, Canarias lo aplicará. "Es justo, para que pague más aquel que más posibilidades tiene. Y en estos momentos se requiere solidaridad", defendió Rivero en una entrevista recogida por Europa Press en Canarias Radio la Autonómica.

El presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, ha dicho, ante la probable reimplantación a nivel nacional antes de las próximas elecciones generales del Impuesto sobre el Patrimonio, que le parece "muy bien", si así lo hace el Gobierno que preside José Luis Rodríguez Zapatero, siempre que sea para gravar a los más ricos.