Netanyahu califica de "incidente serio" el ataque

Máxima tensión entre Egipto e Israel tras el asalto a la embajada en El Cairo

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, calificó de "incidente serio" el asalto de anoche a la embajada de su país en Egipto. El personal de la embajada en El Cairo ha sido evacuado y el primer ministro egipcio, Essam Sharaf, ha convocado una reunión del gabinete de crisis.

Los incidentes se produjeron anoche cuando miles de manifestantes protestaran frente a su sede diplomática y derribaran el muro que la protegía, al tiempo que decenas de ellos irrumpieron en el edificio donde se ubica y lanzaron documentos desde uno de los pisos.

Los tanques del Ejército se desplegaron en la zona y las fuerzas de seguridad intentaron dispersar a los manifestantes con gases lacrimógenos y disparos al aire, según pudo constatar Efe.

El Ministerio del Interior puso en alerta de emergencia a la policía para hacer frente a los disturbios, que dejaron un muerto por un ataque cardiaco y, según las últimas informaciones, y al menos 837 heridos, informó la agencia de noticia estatal egipcia, Mena, que cita una fuente del Ministerio de Sanidad..

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, calificó hoy de "incidente serio" el asalto de anoche a la embajada de su país en Egipto, al tiempo que agradeció la ayuda del presidente de EEUU, Barack Obama.

"El ataque en masa a la embajada de Israel en Egipto es un incidente serio, pero podría haber sido peor si los agitadores hubieran logrado atravesar la última puerta y herir a nuestra gente", dijo Netanyahu, según el medio electrónico "Ynet".

"Me alegro de que lográramos impedir un desastre y querría agradecer al presidente de EEUU su ayuda", agregó.

El avión que ha trasladado al embajador israelí en Egipto, su familia y el personal diplomático tras el asalto aterrizó a primera hora del sábado en Israel, según fuentes oficiales.

Las protestas contra la Embajada se llevan a cabo después de que el pasado mes de agosto un ataque israelí en la frontera del Sinaí matase a cinco soldados egipcios, lo que derivó en una crisis diplomática entre los dos países.

Ell Gobierno israelí no pidió disculpas oficiales y egipcio convocó al embajador israelí en El Cairo, mientras que en la calle, cientos de egipcios se manifestaron durante varios días para pedir la ruptura de relaciones diplomáticas con Tel Aviv.