Unicaja ostentará el 70% de la nueva entidad

Los consejos de Unicaja y Caja España-Duero aprueban mañana su proyecto de fusión

Los consejos de administración de Unicaja y Caja España-Duero aprobarán mañana el proyecto de integración de ambas entidades.

Tras un largo noviazgo, ambas cajas de ahorros parecen haber alcanzado un acuerdo sobre los últimos flecos de la operación, aunque fuentes próximas a las entidades aseguran que todavía hoy sus responsables continúan las negociaciones en Madrid.

Aunque en un primer momento el reparto inicial de poder se estableció en un 63% para Unicaja y un 37% para Caja España-Duero, todo apunta a que finalmente la caja presidida por Braulio Medel ha hecho valer su posición más holgada en solvencia (supera con creces el 10% exigido por el Banco de España para las no cotizadas) y ostentará el 70% de la nueva entidad.

Uno de los factores de presión que ha tenido la caja castellanoleonesa es la necesidad de alcanzar los nuevos requerimientos de capital impuestos por el Banco de España, que establecían unas necesidades de 463 millones de euros. También ha jugado en contra la fecha límite del próximo 30 de septiembre impuesta por el supervisor para que las cajas hubieran culminado sus procesos de recapitalización, un periodo demasiado corto para conseguir captar el interés de posibles inversores privados, sobre todo si se tiene en cuenta la actual situación de los mercados.

La unión de las dos cajas dará lugar a un grupo con un volumen de activos superior a los 80.000 millones. Más de la mitad provendrán de Caja España-Duero, pese a que su participación será del 30%.

El contrato de integración que aprobarán los consejos de ambas entidades deberá recoger la composición de los órganos de gobierno de la nueva entidad así como sus normas de funcionamiento, e irá acompañado de un documento jurídico.

En el preacuerdo y en el protocolo de intenciones que firmaron ambas cajas ya quedó recogido que la sede social estará en Málaga y que su presidente será Braulio Medel, presidente de Unicaja. Al igual que la inmensa mayoría de las cajas, el grupo operará a través de una filial bancaria.