Los tres selectivos se hunden por debajo del 2% en el día

El paro trunca las ganancias semanales de Wall Street

Varapalo en la Bolsa de Nueva York a causa del desalentador informe de desempleo, publicado poco antes de la apertura. El paro se mantiene en agosto al mismo nivel de julio, un 9,1%, en contra de algunas estimaciones que preveían la creación de nuevos puestos de trabajo. Las caídas del día acaban con los avances semanales. En los cinco días, el Dow Jones cae un 0,39%, mientras que el S&P retrocede un 0,24%. El Nasdaq hace tablas (+ 0,02%).

Bolsa de Nueva York
Bolsa de Nueva York

En la jornada, los tres grandes índices ceden posiciones por segundo día consecutivo (ayer al cierre retrocedieron todos en torno al 1%). Los 30 industriales del Dow Jones caen un 2,20%, situándose en 11.240 puntos; los 500 del S&P pierden un 2,53%, hasta los 1.173 puntos; y los 100 tecnológicos del Nasdaq se desploman un 2,58%, quedando en los 2.480 puntos.

El desánimo fue la tónica general de la sesión, a causa del informe de desempleo del Departamento de Trabajo para agosto publicado poco antes de la apertura. No se han registrado variaciones respecto al mes de julio: el paro se mantiene en el 9,1%, lo que representa 14 millones de desempleados, una cifra que apenas ha variado desde abril. Analistas de Reuters y Bloomberg esperaban de 68.000 a 75.000 nuevos puestos de trabajo.

La inmovilidad en el mercado laboral ha alimentado el miedo a la recesión. En consecuencia, el crudocae un 2,78% (en los 86,45 dólares el barril) y las inversiones vuelven a los valores refugio. Los futuros del oro suben un 2,95%, hasta los 1.883 billetes verdes la onza.

DOW JONES 27.685,38 -2,29%

Mientras tanto, la rentabilidad de los bonos a diez años se recorta en trece puntos básicos hasta el 2%. La mayor reacción se ha dado en el mercado a 30 años, que ha tocado mínimos en dos años y medio. Los operadores de bonos creen que los sombríos datos de desempleo obligarán a la Reserva Federal a disminuir las tasas de interés a largo plazo para impulsar la economía, según recoge Bloomberg.

Por otro lado, las acciones de los bancos se encuentran bajo presión ante la demanda que la Agencia Federal de Financiamiento de Vivienda tiene preparada sobre grandes entidades como Bank of America, JPMorgan, Goldman Sachs y Deutsche Bank. El organismo acusa a los bancos de no cumplir con la debida diligencia en las hipotecas vendidas durante la burbuja inmobiliaria, llegando a extraviar las pruebas de que sus ingresos eran falsos o exagerados. Al cierre, los títulos más afectados por la noticia son los de Bank of America, con un retroceso del 8,3%, seguido de Deutsche Bank, que cae un 6%.