HSBC y JPMorgan figuran también entre los supuestos beneficiarios del fraude

El fideicomiso de Madoff acusa ahora a UBS de engañar a los reguladores

El banco suizo recibió del esquema Ponzi al menos 55 millones de euros como depositario de Luxalpha, un fondo con sede en Luxemburgo que canalizaba los negocios de Madoff y daba a éstos "un aura de legitimidad".

El fideicomiso encargado de liquidar los activos de Bernard Madoff ha actualizado hoy la demanda de 2.000 millones de dólares (unos 1.500 millones de euros) que presentó en noviembre contra el banco suizo UBS, al que acusa ahora de haber engañado a los reguladores de EEUU y Luxemburgo mientras ayudaba a alimentar el esquema Ponzi.

"No hubo comprobación ni verificación sobre Madoff (...) su fraude jamás se habría realizado si UBS no hubiera mirado para otro lado", han indicado los abogados del fideicomiso, Irving Picard, en la actualización de la demanda que se podía consultar hoy en su página web.

Los abogados subrayan que UBS recibió del esquema Ponzi al menos 80 millones de dólares (unos 55 millones de euros) y le acusa de complicidad con la estafa al ejercer de depositario de Luxalpha, un fondo con sede en Luxemburgo que canalizaba los negocios de Bernard L. Madoff Investment & Securities (BLMIS), y daba a éstos "un aura de legitimidad".

El fideicomiso asegura en la actualización de la demanda ante el Tribunal de Bancarrota de Nueva York que el banco suizo omitió deliberadamente cualquier referencia a BLMIS cuando informó sobre las actividades de Luxalpha a la Comisión de Vigilancia del Sector Financiero del ducado europeo y conocido paraíso fiscal.

UBS tampoco dio una respuesta clara cuando la Comisión del Mercado de Valores (SEC) de Estados Unidos le preguntó en 2006 si alguna entidad europea afiliada al banco estaba cursando operaciones financieras a favor del expresidente del mercado Nasdaq, según los abogados del fideicomiso.

La entidad financiera suiza "sabía que no, pero alegó que no podía encontrar los datos", señala el fideicomiso, que además destaca que "durante todo ese tiempo, UBS se negó a promocionar o recomendar a sus clientes inversiones en esos fondos subordinados (...) y no se vieron expuestos a BLMIS".

"Sin la participación de UBS en el fraude, el esquema Ponzi hubiera sido desprovisto de más de mil millones de dólares en inversiones, y la estafa de Madoff se hubiera visto disminuida en cuantía y duración", ha subrayado hoy Picard en un comunicado de prensa.

HSBC y JPMorgan Chase, también en la mira

El fideicomiso sostiene que UBS y otras grandes entidades como HSBC, al que reclama 9.000 millones de dólares (6.283 millones de euros), y JPMorgan Chase, del que exige 6.400 millones de dólares (4.468 millones de euros), no sólo ayudaron a engañar a los clientes de BLMIS sino que además se beneficiaron de ello.

Hasta el momento, el fideicomiso ha logrado recaudar unos 10.000 millones de dólares para indemnizar a los afectados por el mayor esquema Ponzi jamás descubierto en Wall Street, de los 17.300 millones que perdieron cientos de inversores que interpusieron reclamaciones válidas ante el fideicomiso.

Madoff, de 73 años, cumple una condena de 150 años de cárcel por mantener una estructura financiera piramidal con la que lograba atraer enormes cantidades de dinero con la falsa promesa de invertirlo y obtener elevadas ganancias, lo que ocasionó unos 65.000 millones de dólares (más de 45.000 millones de euros) en pérdidas a clientes en todo el mundo.