Fondo de Garantía de Depósitos

EE UU busca cómo elaborar testamentos vitales para bancos

El Fondo de Garantía de Depósitos (FDIC) tiene los poderes para adjudicarse y disponer de entidades con importancia sistémica a raíz de la Ley Dodd-Frank, pero sus responsables todavía tratan de determinar cómo diseñar los "testamentos vitales". Estos testamentos son los planes preestablecidos para desmontar de forma ordenada un entidad quebrada y, por tanto, son una herramienta esencial para prevenir rescates públicos. Por el momento, la agencia ha desarrollado planes de contingencia de forma coordinada con la Reserva Federal (Fed) que le permitirían hacerse cargo de grupos sistémicamente importantes incluso si el testamento vital no se encuentra en vigor, indica un alto funcionario del FDIC.

Implementar sus nuevos poderes "de una forma creíble es el gran desafío de la agencia", apuntó Martin Gruenberg, presidente en funciones del FDIC el pasado 27 de julio ante el Senado de EE UU.

Conforme los mercados se desploman y surgen dudas sobre la salud de grandes entidades financieras como Bank of America y Citigroup, algunos inversores y agencias de calificación como S&P se han mostrado preocupados porque las autoridades aún carecen de las herramientas para desmontar de forma ordenada entidades sistémicas y tendrían que recurrir a rescates públicos si estas caen.

En 2008, los legisladores estadounidenses elaboraron un borrador sobre quién puede gestionar este tipo de quiebras. En julio de 2010, se aprobó la ley que establece el proceso para prevenir futuras quiebras al darle al FDIC poderes para liquidar incluso las firmas insolventes más grandes.