Emsión de deuda pública

El Tesoro capta 5.477 millones en letras a tipos más bajos

La demanda de títulos por parte de los inversores prácticamente triplica el importe final adjudicado

El Tesoro español salvó ayer la primera prueba de fuego. Consiguió cumplir sus objetivos de captación de financiación a corto plazo al emitir 5.477 millones de euros en letras a 12 y 18 meses frente a los 6.000 millones de euros que se había marcado como máximo para la subasta celebrada ayer. Se trataba de la primera tras la intervención del BCE en los mercados con la compra de bonos de los mercados periféricos. Además, el Tesoro español se pudo permitir el lujo de pagar unos tipos de interés más reducidos, debido a la elevada demanda de títulos. Colocó las letras a un año al 3,40%, 0,36 puntos por debajo del coste de emisión de julio, y las letras a 18 meses al 3,65% frente al 3,98% de la anterior.

En total, el volumen de peticiones ascendió a 13.280 millones de euros, lo que prácticamente triplica el importe que tenía previsto captar el instituto emisor. En letras a 12 meses, la demanda superó en 2,14 veces la oferta y en letras a 18 meses en 3,23 veces.

No fue el único emisor europeo que cubrió con éxito sus objetivos. Grecia colocó 1.300 millones de euros en letras a tres meses, a un interés del 4,5%, 0,08 por ciento menos que hace un mes. Según la Autoridad de la Gestión de la Deuda griega, la oferta de la emisión superó 2,95 veces la cantidad inicialmente sometida a subasta de 1.000 millones de euros.