Ayer finalizó la ronda de negociaciones con inversores institucionales

Castellano acelera la recapitalización de Novacaixagalicia

La suerte está echada. Eso es lo que puede decir ya José María Castellano, el futuro presidente de Nocacaixagalicia aunque ejerce ya de facto. El directivo finalizó ayer la segunda y definitiva ronda de conversaciones con 12 fondos de inversión para convencerles de que inviertan en el banco Novacaixagalicia (NCG). El objetivo de la entidad gallega es conseguir dinero privado para reducir su apelación al FROB para llegar a un capital principal del 10%.

Los fondos de inversión, prácticamente todos estadounidenses, tienen ahora hasta final de mes para realizar sus propias auditorias y estudios de la caja y determinar el valor de la entidad y por lo tanto el dinero que van a invertir, aunque la situación actual de los mercados no sea en estos días la más idónea, sino todo lo contrario.

El proyecto de Castellano y acordado con el Banco de España, es acelerar aún más la recapitalización de NCG, prevista inicialmente para finales de septiembre, con el tope del día 30, como marca la normativa del supervisor. Ahora el gobernador, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, quiere cerrar los procesos de recapitalización de las cajas que han solicitado ayudas públicas antes de esa fecha. En concreto, quiere que las cajas estén capitalizadas en las primeras semanas de septiembre.

De ahí, que Castellano quiera cerrar este mes los acuerdos con los fondos de inversión para inyectar en el banco NCG unos 500 millones de euros a 700 millones. Su objetivo es que entre este capital y el que obtenga la caja dentro de su plan de recapitalización interno de unos 500 millones, también diseñado por el nuevo presidente, pedir al Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria unos 1.400 millones de euros. El Banco de España cifró en 2.622 millones de euros las necesidades de capital de NCG para llegar al 10% de 'core capital'.

De los 12 fondos de inversión que han analizado invertir en NCG más de la mitad han confirmado su intención de entrar en el capital del banco. La cuestión ahora es el precio en el que el FROB también tiene que decir porque se convertirá en el principal accionista, con cerca del 50% del capital. El deseo de Castellano y de toda la cúpula de la caja y del Gobierno gallego es que el Estado no llegue a controlar la entidad.

A la inversión de estos fondos de inversión se le unirán también la entrada de capital de conocidos empresarios gallegos, aunque la entrada de este dinero será simbólico en casi todos los casos. De cualquier forma, también se espera que algún empresario dé una sorpresa y desembolse una cantidad significativa para ser accionista del banco, cuya operativa y traspaso de activos se realice en estas semanas para que opere ya en los primeros días de septiembre. De esta forma también se adelanta su fecha de funcionamiento ligeramente.

Pese a haber finalizado ya la ronda de contactos con los fondos de inversión, el exvicepresidente de Inditex y presidente no ejecutivo de Ono no disfrutará de vacaciones. La próxima semana volverá a reunirse con los empresarios gallegos para concretar también su participación en NCG.

Aún no se sabe el descuento que aplicarán estos fondos al valor en libros de NCG, pero varias fuentes aseguran que estará en la banda baja, con descuentos superiores al 70%. Las valoraciones de Bankia y Banca Cívica son los primeros referentes, y no sería muy lógico que los fondos y el FROB tasarán por encima de estas entidades a NCG.

Castellano, además, se ha reunido con directivos de la caja. Su pretensión es realizar cambios en la cúpula ejecutiva.