Se intensifican los contactos con España e Italia

Bruselas se alía con los periféricos para dar confianza

El acoso de los mercados a la deuda de los países periféricos, especialmente España e Italia, ha provocado una reacción acelerada desde Bruselas para calmar los ánimos e insuflar confianza. En las últimas horas, se han intensificado los contactos entre los líderes europeos para analizar la situación.

El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, ha dicho hoy que la presión de los mercados sobre la deuda española e italiana es "claramente injustificada" y "motivo de profunda preocupación". Por ello, desde Bruselas se han intensificado en las últimas horas los mensajes de apoyo a estos países periféricos con el objetivo de calmar los ánimos, dar confianza y si es posible atajar la crisis.

La CE se pronunciará esta tarde sobre los movimientos en los mercados y reiterará su confianza en España e Italia. Además, se han acelerado los contactos "a todos los niveles" entre las capitales de la UE y el Ejecutivo comunitario.

Zapatero y Van Rompuy abogan por poner en marcha las medidas

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y el del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, han coincidido en la necesidad de que el plan de ayuda a Grecia y las medidas para hacer frente a los ataques contra las deudas soberanas se pongan en marcha cuanto antes para dar certidumbre.

Además de Van Rumpuy, Zapatero ha continuado esta mañana la ronda de contactos telefónicos con los portavoces parlamentarios y candidatos a las elecciones generales para informarles sobre la crisis financiera internacional.

A todos ellos les ha comunicado la opinión unánime de expertos y analistas de que la crisis que azota a la zona euro, agravada con la incertidumbre sobre la situación económica de Estados Unidos, requiere una respuesta unitaria de los países afectados.

Les ha informado también sobre la conversación que mantuvo ayer con el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, a quien solicitó que se agilizara al máximo el cumplimiento del plan de rescate a Grecia acordado en la última reunión del Eurogrupo celebrada en Bruselas el pasado 21 de julio.

Tremonti y Juncker intercambian impresiones

Por su parte, el presidente del Eurogrupo, Jean-Claude Juncker, ha discutido hoy con el ministro italiano de Finanzas, Giulio Tremonti, la situación financiera del país transalpino, que sigue viendo cómo aumenta la presión de los mercados sobre su deuda. El encuentro, celebrado en Luxemburgo, se prolongó durante algo más de dos horas.

Tremonti habló además a primera hora de esta mañana por teléfono con el comisario europeo de Asuntos Económicos, Olli Rehn, para repasar "la situación actual y los acontecimientos en los mercados", según fuentes comunitarias. Además, abordaron "medidas para contener el contagio", mientras que Rehn reiteró su confianza en las medidas de ajuste italianas.