Hasta 6.999 millones de dólares

AT&T gana el 8,4% más en el primer semestre del año

La operadora telefónica estadounidense AT&T anunció hoy que ganó 6.999 millones de dólares el primer semestre del año, el 8,4% más que en el mismo periodo del ejercicio anterior, impulsado por las ventas de dispositivos inteligentes.

La facturación entre enero y junio de la segunda operadora de EE UU se situó en 62.742 millones de dólares, el 2,3% más que los 61.338 millones registrados en el mismo periodo de 2010.

El segundo trimestre AT&T ganó 3.591 millones de dólares, el 10,3% menos que los 4.003 millones del mismo periodo del ejercicio anterior.

De esta forma anotó una ganancia neta de 60 centavos por acción entre abril y junio, unos resultados que superaron las previsiones de los analistas, que esperaban una ganancia en ese periodo de 59 centavos por título.

AT&T INC. 28,99 -0,82%

La facturación de la operadora telefónica ascendió a 31.495 millones de dólares, el 2,3% más que los 30.808 millones de dólares del segundo semestre de 2010.

AT&T destacó que las ventas de teléfonos inteligentes entre abril y junio sumaron 5,6 millones de unidades, el mejor segundo trimestre de su historia, y que el número total de suscriptores de líneas móviles aumentó en 1,1 millones hasta 98,6 millones.

"El crecimiento de los móviles de banda ancha sigue siendo robusto y estamos viendo señales esperanzadoras en los ingresos por las líneas fijas", afirmó al presentar estos resultados el presidente y consejero delegado de la operadora, Randall Stephenson.

Explicó que los móviles de banda ancha con infraestructura IP y los servicios en la nube están "transformando" el sector de las telecomunicaciones, y destacó que están generando una oportunidad "sin precedentes".

El consejero delegado de AT&T se refirió también a la planeada adquisición de T-Mobile USA, una operación que ayudará a acelerar el desarrollo de sus capacidades de próxima generación, y sentará las bases para seguir innovado en alta tecnología en los próximos años.

La operadora está inmersa en el proceso de adquisición de T-Mobile USA a la alemana Deutsche Telekom, una transacción que anunció en marzo, valorada en unos 39.000 millones de dólares y que reconfigurará el mercado de los teléfonos móviles estadounidenses.

La fusión entre la segunda y la cuarta operadora de telefonía móvil de EE UU, con 97,5 millones de usuarios y 33,7 millones, deberá obtener aún luz verde de las autoridades reguladoras, y, de ser así, se convertirá en la mayor del país.