Murdoch ha de afromtar las crecientes críticas

News Corp: Rebelión a bordo

Murdoch se enfrenta a motines en el seno de News Corp en pleno escándalo de las escuchas, que se ha llevado por delante más de 6.000 millones de valor en Bolsa desde que estalló el escándalo de las escuchas.

Rupert Murdoch y la consejera delegada de News International, Rebekah Brooks, el 10 de julio de 2011 en Londres.
Rupert Murdoch y la consejera delegada de News International, Rebekah Brooks, el 10 de julio de 2011 en Londres.

El escándalo de las escuchas no solo ha llevado a la cárcel a Rebekah Brooks, la exconsejera delegada en el Reino Unido de News International (previa dimisión), a Neil Wallis, exsubdirector del News of the World, y ha precipitado la dimisión del jefe y del subjefe de la policía de Londres, además de motivar el cierre del rotativo más vendido del Reino Unido y la renuncia de la multinacional a la compra de la plataforma televisiva BSkyB.

Murdoch, además, ha de luchar por primera vez por mantener el control del imperio que comenzó a forjar hace 60 años. Ejecutivos independientes de la compañía han comenzado a poner en tela de juicio la respuesta de la compañía ante la crisis y se plantean la necesidad de un cambio de liderazgo, según asegura Bloomberg, que cita fuentes internas."La coraza de invulnerabilidad que recubría a Murdoch ha comenzado a resquebrajarse", asegura James Post, profesor de gestión empresarial en la Universidad de Boston.

Tanto Murdoch, de 80 años, como su hijo James, de 38 años, están concentrados en la actualidad en preparar su comparecencia parlamentaria de mañana para responder por las escuchas ilegales. Ya han pedido disculpas a través de la prensa británica y se han reunido con familiares afectados. Rebekah Brooks ha confirmado esta mañana que también se sentará frente a la Cámara de los Comunes para responder a la comisión parlamentaria. Por ahora, el presidente de Arcadia, Anthony Grabiner, será el encargado de llevar adelante las investigaciones internas.

NEWS CORPORATION 12,75 -0,47%

Y es que el escenario es inédito para el todopoderoso Rupert Murdoch: las acciones en EE UU de News Corp. se han depreciado un 13% desde el 4 de julio, llevándose por delante unos 6.000 millones de dólares de valor bursátil. Ciertos analistas, incluso, calculan que Murdoch le cuesta a la multinacional el 50% del valor bursátil.

Según un informe de Barclays, el valor de la suma de las distintas partes que componen el conglomerado oscilaría entre 62.000 y 79.000 millones de dólares, frente a los algo más de 41.000 millones de capitalización con que cerró la compañía el viernes. El octogenario magnate mantiene unas costumbres que le han alejado de la estrategia recomendada por analistas e inversores, cuando no de su propio hijo James, que aboga por dedicar más esfuerzos a la división audiovisual. Su apego por la prensa ha costado bastantes ceros a los inversores: desde que adquirió Dow Jones (la empresa editora de The Wall Street Journal) en 2007 con un 70% de prima, la capitalización bursátil se ha encogido en 31.000 millones. Las acciones

¿Cómo está comparado a los grandes grupos de medios? News Corp cotiza actualmente con un PER de 12,7 , frente al 14,7 de Time Warner o el 17,27 de Pearson. El precio de las acciones de Vivendi, eso sí, suponen 6,27 su beneficio.

Sesión extraordinaria

El Parlamento británico podría celebrar una sesión de emergencia este miércoles para discutir el creciente escándalo de las escuchas telefónicas por parte del News of the World, según ha anunciado hoy el primer ministro británico, David Cameron. "Podría estar bien que el Parlamento se reuniera el miércoles para que yo pueda hacer una declaración, informar a la Cámara sobre la parte final de esta investigación judicial y responder a cualquier pregunta que surja hoy o mañana", ha señalado en rueda de prensa desde Pretoria.

Este domingo, la Policía británica detuvo, aunque luego puso en libertad bajo fianza, a la ex consejera delegada de News International Rebekah Brooks, en el marco de la investigación por las escuchas telefónicas a personalidades y a familiares de víctimas de delitos y de soldados muertos en Irak y Afganistán, entre otros. Asimismo, ayer presentó su dimisión el jefe de Scotland Yark, sir Paul Stepheson, por su implicación en este escándalo. Mañana está previsto que el propietario de News Corp, Rupert Murdoch, y su hijo James comparezcan ante la comisión parlamentaria que está investigando este caso.

Cameron anuncia una posible sesión de emergencia del Parlamento el miércoles por las escuchas telefónicas