Mantiene la prórroga hasta su cierre

La Audiencia Nacional confirma el cierre de la central de Garoña para 2013

La Audiencia Nacional ha confirmado hoy la postura del Gobierno con respecto a la central nuclear de Santa María de Garoña: prorrogar la explotación de la central hasta el 6 de julio de 2013 para después cerrarla definitivamente.

En una sentencia notificada hoy, la sección primera de la Sala de lo Contencioso-Administrativo ha respondido así a los once recursos que se presentaron contra la orden del Ministerio de Industria, divididos entre los que pidieron su prórroga hasta 2019, como Nuclenor -empresa propietaria de la central nuclear- o la Junta de Castilla y León, y los que exigían su cese inmediato, como Greenpeace o Ecologistas en Acción.

Los magistrados han concluido que para prorrogar la explotación de una central ya existente no es necesaria una evaluación de impacto ambiental, ya que estiman que no se trata de construir una nueva. Rechazan una "desviación de poder" por parte de Industria porque consideran lícito que para decidir sobre la renovación "puede pesar una determinada opción de política energética del Gobierno basada en el fomento de las energías renovables".