Pasaría a una tasa del 1,50%

El BCE coquetea con la subida de tipos en julio

El Banco Central Europeo (BCE) ha advertido de que se mantienen las presiones al alza sobre la inflación, debido principalmente a los precios de la energía y las materias primas.

Sede del Banco Central Europeo
Sede del Banco Central Europeo

En su boletín mensual de junio, publicado hoy, el BCE dice que el ritmo subyacente de expansión monetaria se recupera gradualmente. La liquidez monetaria es amplia, con potencial para acomodar presiones sobre los precios en la zona del euro.La entidad monetaria considera que la orientación de la política monetaria es acomodaticia y presta apoyo a la actividad económica.

En conjunto, "los riesgos para las perspectivas de estabilidad de precios apuntan al alza, por lo que resulta esencial mantener una extrema vigilancia", dijo el BCE. Con estas palabras la entidad monetaria europea apunta una subida moderada de los tipos de interés en julio, como ya hizo su presidente, Jean-Claude Trichet, tras la reunión del consejo de gobierno la semana pasada.

El máximo órgano ejecutivo del BCE decidió mantener el precio del dinero en el 1,25 %, pero los expertos prevén que el BCE incremente su tasa rectora en 25 puntos básicos en su reunión de julio. "El consejo de gobierno actuará con firmeza y en el momento oportuno. Adoptará todas las medidas necesarias para evitar que la evolución reciente de los precios dé lugar a presiones inflacionistas generalizadas", añade el boletín mensual.

El BCE tiene la clara determinación de garantizar el firme anclaje de las expectativas de inflación en la zona del euro, en consonancia con el objetivo de mantener la inflación en tasas inferiores, aunque próximas, al 2 % a medio plazo.