La mayor gestora de renta fija apuesta por Alemania, Canadá o Australia

Pimco afirma que EE UU está en peor situación financiera que Grecia

El fundador de Pimco, la mayor gestora privada de renta fija del mundo, Bill Gross, ha asegurado que Estados Unidos está realmente en "peor situación financiera que Grecia" y otros países de Europa con problemas de deuda.

En una entrevista concedida a la cadena CNBC, Gross justificó esta opinión argumentando que, sumado todo el dinero que debe el Gobierno para cubrir futuros pasivos de los programas de ayuda social, las cuentas están en peor situación que las de Grecia.

En concreto, resalta que, si a la deuda pública estadounidense, que asciende a 14,3 billones de dólares (unos 10 billones de euros), se le añaden los 50 billones de dólares (unos 35 billones de euros) de los programas Medicare, Medicaid y Social Security y la deuda de otros programas, como el creado para rescatar el sistema financiero, la cifra total asciende a cerca de 100 billones de dólares (unos 70 billones de euros).

En opinión del fundador de Pimco (Pacific Investment Management), estas cifras colocan al país en una posición fiscal "muy poco envidiable" para la que no es posible encontrar una solución de la noche a la mañana. "Pensar que podemos reducirlo en el plazo de un año o dos no es una hipótesis realista", afirma.

En esta línea, incide en que esta cantidad es "muy superior" a la de Grecia y a la de casi cualquier otro país desarrollado. "Tenemos un problema y tenemos que perseguirlo rápidamente", advirtió.

Asimismo, subraya que ahora todo el mundo se pregunta quién va a comprar letras del Tesoro estadounidense una vez que haya concluido su actual programa de recompra de activos este mes y afirma que "casi seguro" no será Pimco y probablemente tampoco los fondos de bonos del resto del mundo.

Gross asegura que tiene poco interés en la deuda estadounidense y en el bajo rendimiento que mantiene pese a la situación que atraviesa el país. Así, se pregunta por qué un inversor no compra deuda canadiense o australiana, países que atraviesan una mejor situación económica y tienen mayores tasas de interés. "Esto simplemente no tiene sentido", añade.

En el caso de que los problemas de deuda de Grecia se conviertan en una crisis global, cree que la deuda alemana, y no la estadounidense, se convertirá en el refugio escogido por los inversores mundiales.