Recibe peticiones por un importe superior

La Caixa coloca los 1.500 millones en bonos convertibles para CaixaBank

La Caixa ha cerrado con éxito la comercialización de obligaciones subordinadas necesariamente convertibles en acciones de CaixaBank por 1.500 millones de euros, según ha informado la entidad en una nota.

Esta cifra permitirá al nuevo banco instrumental del grupo La Caixa reforzar su solvencia y alcanzar un 'core capital' -porcentaje de recursos propios considerados de máxima calidad- del 11 %, uno de los más elevados de todo el sistema financiero español.

La comercialización se ha llevado a cabo, exclusivamente, en la red de oficinas de La Caixa, que en tan sólo 10 días ha recibido peticiones de sus clientes por valor de 1.741 millones de euros en obligaciones subordinadas de CaixaBank, por encima de los 1.500 millones previstos, por lo que será necesario aplicar un prorrateo cuyo resultado se conocerá la semana que viene.

En total, han sido 339.000 las órdenes de suscripción recibidas para esta operación, cuya inversión mínima por partícipe se fijó en 500 euros (5 obligaciones) y el tope máximo, en 100.000 euros (mil obligaciones).

Con esta emisión, la entidad también cumple con otro de los objetivos que se había marcado: ampliar sustancialmente la base accionarial del futuro CaixaBank.

A los 365.000 accionistas de la actual Criteria se sumarán los más de 273.000 nuevos inversores que han adquirido obligaciones de CaixaBank, con lo que la base accionarial del banco se situará en 638.000 partícipes.

El precio de conversión de las acciones se ha situado en 5,253 euros, el 105 % de la media de los precios medios ponderados de las acciones de Criteria durante los 10 días bursátiles hábiles del periodo de suscripción.

Entre el 6 y el 9 de junio se realizará el prorrateo -la adjudicación será lineal y proporcional- y el 10 de junio se ejecutará el desembolso.

Cada obligación tendrá un valor nominal de 100 euros y deberá canjearse por acciones de CaixaBank de forma obligada en un plazo de 18 meses para la mitad de las obligaciones y de 30 meses para el resto.

Las obligaciones tendrán una remuneración fija anual del 7 % sobre el nominal. Los cupones se pagarán trimestralmente, con vencimientos a 30 de septiembre, diciembre, marzo y junio.