Para cuya suscripción se abre un plazo de un mes

Los socios de TPM aprueban realizar una ampliación de capital de 8 millones

Los socios del grupo Inversiones Plásticas TPM, cuya actividad está paralizada desde hace semanas a causa de la falta de liquidez, han aprobado hoy realizar una ampliación de capital de ocho millones de euros, en la que no participarían los mayoritarios, que controlan el 67,1% de la sociedad.

Fuentes del accionariado han explicado que la ampliación de capital, para cuya suscripción se abre un plazo de un mes, sería por un importe de 4,8 millones de euros, con una prima de emisión de las nuevas acciones de 3,2 millones.

La reunión celebrada hoy por los socios de TPM, que cuenta con 230 empleados en sus centros de producción de las marcas Plastimer y Macresur, en El Ejido (Almería), y Torres Film, en Torrent (Valencia), ha coincidido hoy con una nueva protesta de la plantilla en la fábrica almeriense para exigir una solución de viabilidad para la compañía.

TPM, uno de los principales productores mundiales de plásticos para invernaderos, tiene que hacer frente a una deuda de 2,2 millones de euros como parte del calendario de pagos a los acreedores establecido en 2006 a raíz de la reorganización del grupo, y además necesita liquidez adicional para reanudar su actividad.

La ampliación de capital aprobada hoy fue propuesta la semana pasada por Cajamar, que cuenta con una participación del 9,5%.

Como alternativa, también propuso a los trabajadores que se constituyan en cooperativa, adquieran los activos de la empresa y se ocupen ellos directamente de su gestión, iniciativa a la que la entidad ofrecería su respaldo financiero, pero que la plantilla ha rechazado.

Por su parte, el consejero de Economía, Innovación y Ciencia de la Junta de Andalucía, Antonio Ávila, destacó recientemente la viabilidad de la empresa, puesto que "su problema es de tesorería y liquidez para aprovisionamiento y pago a proveedores", y se trata de una empresa "líder en su sector" que tiene "mercado suficiente"

Según recordó, la Junta de Andalucía, "después de un análisis en profundidad", aprobó el pasado noviembre una ayuda a la empresa de 11,2 millones de euros -un incentivo directo de 1,04 millones y otro reembolsable de 10,15 millones- para la modernización de su planta.

Además, consideró que "los socios financieros" de TPM (Cajamar y Caja Granada, que cuenta con un 4,06%) "deberían ser parte de la solución" dada su viabilidad.

El resto de accionistas de TPM son la inmobiliaria Promociones Paramar, que cuenta con el 55,7% del capital; la familia Picón, fundadora de la sociedad, con el 11,4%; la empresa ACA, con el 3,6%, y otros minoritarios que suman el 15,7%.