Con todo, mejores de lo esperado

El banco luso BES gana un 48,9% menos en el primer trimestre

El grupo Banco Espírito Santo (BES) de Portugal anunció hoy un beneficio neto de 60,9 millones de euros en el primer trimestre de 2011, un 48,9% menos que en el mismo periodo de 2011, atribuido al deterioro económico del país y a las pérdidas por venta de carteras de crédito.

Con todo, los resultados divulgados en la Comisión de Mercado de Valores Mobiliarios (CMVM) lusa son mejores que lo pronosticado por los analistas, que apuntaban a beneficios de 48 millones de euros.

El BES, uno de los mayores bancos de Portugal, informó de que vendió 1.100 millones de euros de crédito "en el ámbito de una estrategia de reducción de activos, lo que representó un costo de cerca de 41 millones de euros".

La entidad destacó que el producto bancario comercial mejoró el 3,5% impulsado por la contribución internacional, que se disparó el 26,7%, mientras el crédito vencido hace más de 90 días se situó en el 2,17% (1,67% en marzo de 2010; 1,95%, en diciembre de 2010).

Los índices de capitales del banco fueron de un 7,9 del Core Tier 1 y de 8,8 del Core I.

El margen financiero aumentó un 6,9% hasta los 271,3 millones de euros, frente a los 253,7 millones del mismo período del año anterior.

El BES indicó que los resultados del trimestre también estuvieron influidos por las nuevas cargas fiscales del sector bancario en Portugal, que supusieron 7,6 millones de euros.