Espera que el PP se sume al pacto

Caldera espera que la reforma de las pensiones esté aprobada definitivamente en junio

El secretario de Ideas y Programa de la Ejecutiva Federal del PSOE y ex ministro de Trabajo, Jesús Caldera, espera que el proyecto de ley de la reforma de las pensiones esté aprobado definitivamente el próximo mes de junio, tras lo que aseguró que, a lo largo de todo el periodo de tramitación del proyecto, "seguiremos hablando con los Grupos Parlamentarios para incorporar ese consenso deseable".

Ahora, indicó, "lo más urgente es la consolidación y el mantenimiento del sistema de pensiones en un futuro con los mismos rasgos que hoy tiene: equidad, solidaridad y reparto".

Caldera ha reconocido que "hay un principio de acuerdo" con los sindicatos, aunque "quedan flecos", pues, señaló Caldera, "todavía hay muchos elementos encima de la mesa y se espera que el acuerdo definitivo alcance a cada uno de ellos". Este principio de acuerdo es, a su juicio, "esencial".

El ex ministro aseguró que el incremento de la edad de jubilación se aplicará con "flexibilidad" y "gradualidad", de tal forma que "habrá una escala de incremento" en la que a partir del año 2012-2013 hasta el año 2027 ó 2028 se irá elevando la edad de jubilación de 65 años a razón de aproximadamente un mes, todo para mejorar los ingresos del sistema y que éste pueda seguir pagando las oportunas pensiones.

Sobre los trabajos penosos, aquellos que son "peligrosos, insalubres o generan un mayor gasto", hay que hacer, según Caldera, un tratamiento específico que determine todos los supuestos y hacerlo con solidaridad.

Caldera espera asimismo que se incorporen otros elementos, "como ya se hizo con la Ley de Igualdad", para que los periodos de atención al recién nacido durante un determinado tiempo "no sean obstáculos para completar la carrera de cotizaciones y se consideren cotizados", así como con los tiempos de formación.

En este sentido, el ex ministro, cree que "alguna línea" se podrá abrir en ese sentido "y eso ayudará a la gente joven a saber que podrá completar su derecho al 100% aunque se incrementen los años -38,5 años con 65 cumplidos o 37 años con 67- ", indicó.

Ciudadanos exigirán ese consenso

Asimismo, el ex ministro espera que el PP se sume a este pacto porque, apostilló, "así nos lo exigirán todos los ciudadanos y esa es además su responsabilidad", ya que, a su juicio, "es un momento de determinación y coraje", a pesar, lamentó, "de que Mariano Rajoy no se caracteriza por tener determinación y coraje, siempre esperando a que las circunstancias le ayuden, en lugar de asumir riesgos".

Pero, indicó, "vamos a ser generosos en beneficio de un modelo de bienestar que es de todos". "Ojalá que el PP se incorpore, sería bueno, y rectificase ahora que hay un acuerdo con empresarios y trabajadores. Esperemos que PP se sume porque entonces habrá bastantes posibilidades de un acuerdo amplio y desde luego nosotros lo vamos a buscar". De esto, añadió, "no se obtiene rédito político, es mejor llegar a un acuerdo".

Se mantienen "íntegramente" las pensiones

Al hilo, Caldera acentuó que en tiempos de grave crisis se han mantenido "íntegramente" la protección de las pensiones, de hecho, remarcó, "desde que en 1919 se estableció el retiro obrero obligatorio hasta hoy se ha reconocido la pensión a 22 millones de españoles" y en los próximos 35 años, aseguró, "reconoceremos a otros 22 millones".

Pero para ello, indicó, se hace necesario un "cambio, un refuerzo del sistema y financiarlo mejor", y es que, alertó, "dentro de 30 ó 40 años seremos el doble de pensionistas que ahora pero cada vez nacen menos niños y los ciudadanos viven más años".

Así, señaló que el acuerdo alcanzado hasta el momento es "extraordinario", ahora, apostilló, "no hay duda de que esta reforma no recorta derecho alguno, sino que significa una garantía de los derechos futuros".

Además, apuntó "que no es agradable decir a los ciudadanos que trabajen más tiempo pero somos serios, tenemos coraje y determinación, pero hacemos esto ahora o seguramente el sistema no se podrá mantener en el futuro". "Por fortuna los empresarios y sindicatos lo han entendido así", remarcó Caldera quien aseguró en Murcia que se trata de una reforma que "garantizará las pensiones también en el futuro".

Esta reforma, prosiguió, "va a garantizar pensiones en un entorno difícil dentro de 30 años y seguramente éstas serán mejores pero para ello hay que financiarlas mejor y todos tenemos que hacer un esfuerzo, lo único que se pide a los ciudadanos es que trabajen un poco más", también, apostilló, "van a vivir más".

"Este acuerdo es un avance civilizatorio y el consenso posterior en el Parlamento nos garantizará a los españoles el futuro de un pilar esencial del Estado de bienestar como es el de las pensiones", concluyó.