Ya es el tercer banco del país por tamaño

Los consejos de Caja Madrid y Bancaja aprueban la integración de los activos del negocio minorista

Los consejos de administración de Caja Madrid y Bancaja han aprobado hoy, en el marco de su integración con otras cinco cajas de ahorros, transferir los activos y pasivos de su negocio bancario minorista al Banco Financiero y de Ahorros S.A.

A su vez, el banco cede la gestión de dichos activos y pasivos a las cajas, por lo que éstas mantienen su naturaleza de entidades de crédito, ya que ejercerán las facultades de gestión sobre la actividad del negocio minorista, con su marca, en sus territorios naturales, informaron fuentes financieras.

El contrato de integración del SIP ya contemplaba la posibilidad de integrar los activos, si las condiciones lo requerían. Por lo tanto, el consejo hace uso de esta opción y adelanta el calendario inicialmente previsto.

Está previsto que, en los próximos días, el resto de cajas que conforman el SIP (La Caja de Canarias, Caixa Laietana, Caja Segovia, Caja Rioja y Caja Ávila) celebren consejos de administración para tratar esta misma cuestión.

El traspaso de los activos y pasivos al banco se enmarca en el modelo de integración desarrollado por el grupo, a través del cual las siete cajas unifican sus políticas financieras y comerciales y mutualizan, asimismo, el 100% de los beneficios.

De este modo, el nuevo grupo funciona como una única entidad, que ya es el tercer banco del país por tamaño, con 340.000 millones de euros en activos, y el primero por volumen de negocio en banca comercial y de empresas (más de 390.000 millones de euros).