Antigua deuda de una filial

Un tribunal alemán reclama 9,6 millones a La Seda de Barcelona

El tribunal de apelación de Dusseldorf (Alemania) ha fallado en contra de La Seda de Barcelona sobre un crédito que reclama la sociedad financiera suiza Finova. La sentencia, de carácter ejecutivo, declara la existencia de un cédito de 9,6 millones de euros que deberá satisfacer la empresa química española. La reclamación se remonta a marzo de 2007, y corresponde a una deuda condonada por el banco alemán West-LB a Marckishe Viscose, filial textil de La Seda que fue desmantelada poco tiempo después, coincidiendo con el cierre de la división de fibras.

La Seda de barcelona afronta un nuevo problema judicial, que arrastra desde marzo de 2007, cuando la sociedad Finova Luzern interpuso una demanda para reclamar inicialmente 8,1 millones de euros de un crédito concedido a la filial alemana Marckishe Viscose por parte del banco alemán West L-B, que posteriormente condonó. La factoría alemana, productora de fibras textiles, fue desmantelada por la compañía que entonces presidía Rafael Español, coincidiendo con el abandono de la división textil.

Finova mantuvo el contencioso contra la Seda, que un juzgado de primera instancia alemán desestimó, fallando a favor de La Seda. Sin embargo, la compañía cuyo máximo responsable y accionista es Carlos Moreira da Silva, ha enviado esta tarde una notificación a la CNMV en la que explica que el tribunal de apelación de Dusseldorf (Alemania) ha fallado "en contra de los intereses de La Seda de Barcelona y ha declarado la existencia de un crédito a favor de Finova Luzern por importe de 9,6 millones de euros, más intereses y costas".

El comunicado remitido a la CNMV, que firma el propio Moreira, añade que "si bien la sentencia tiene carácter ejecutivo", el grupo químico "ha decidido recurrirla ante la Federal High Court, en el convencimiento de que sus pretensiones serán nuevamente confirmadas".