Ha presentado dos demandas en un juzgado de California

Sony emprende acciones legales contra los piratas de la PlayStation 3

La multinacional japonesa Sony ha emprendido acciones legales contra las personas que descubrieron y publicaron los códigos de seguridad de su última consola PlayStation 3 (PS3).

Una maniobra que hace posible hackear la máquina y utilizar en ella juegos piratas. La compañía ha presentado dos demandas en un juzgado de California y ha pedido el cierre de las webs que explican cómo vulnerar la PS3. Sony acusa a los demandados de vulnerar su copyright y de haber incurrido en un delito de fraude.

En concreto, los abogados de Sony han solicitado una restricción temporal inmediata de las actividades en las webs tanto del usuario George Hotz como del grupo failOverflow, y que se requisen todos los equipos de los demandados que puedan contener herramientas para eludir sus medidas de seguridad.

Pese a ello, Hotz dijo ayer a la BBC que está tranquilo porque no cree que la acción de Sony vaya a tener éxito. Este joven, de 21 años, que saltó a la fama por hackear el iPhone y al que Sony acusa de obtener ingresos mediante una cuenta en Paypal gracias a vulnerar la PS3, explicó que ha hablado con un abogado y que la demanda de Sony en su contra "no tiene ningún fundamento".