El plazo se abre el lunes

Los acreedores de Nozar tienen 10 días para impugnar las deudas reconocidas

Los acreedores de la inmobiliaria Nozar, que se encuentra inmersa en un proceso de insolvencia, tienen diez días para impugnar los importes que la administración concursal ha reconocido que les adeuda la compañía, si consideran que no son correctos.

El plazo general se abre oficialmente este lunes, después de que el Boletín Oficial del Estado haya dado cuenta de la presentación del inventario y del listado de acreedores, que arroja un déficit patrimonial de 593 millones.

En concreto, la inmobiliaria propiedad de la familia Nozaleda cuenta con activos valorados en 943 millones de euros, que les permiten cubrir el 61% de sus deudas, que ascienden a 1.536 millones de euros.

El plazo computará para todos los interesados que no estén personados en el concurso de acreedores con abogado y procurador (buena parte de pequeñas empresas y compradores particulares de viviendas).

Las partes personadas (normalmente entidades financieras y grandes empresas) también tienen 10 días desde la notificación del informe para presentar sus impugnaciones ante el Juzgado de lo Mercantil número 2 de Madrid, que tramita el concurso necesario de acreedores de Nozar, con efectos desde noviembre de 2008.

Fue entonces cuando un pequeño acreedor, Avalatransa, solicitó que la inmobiliaria de la familia Nozaleda fuera declarada insolvente.