Petróleo

El crudo Brent sube un 2,10% y se sitúa en 95,50 dólares

El barril de crudo Brent cerró hoy en Londres al alza, con una subida del 2,10%, espoleado por el buen dato de empleo y la disminución de las reservas en EE UU, que parecen consolidar la senda de recuperación de la primer economía del mundo.

El petróleo del mar del Norte, de referencia en Europa, para entrega en febrero acabó en el Intercontinental Exchange Futures (ICE) en 95,50 dólares, 1,97 dólares más que al cierre de la sesión anterior, cuando se situó en 93,53 dólares.

El precio máximo negociado hoy fue de 95,86 dólares y el mínimo de 92,37.

El mercado londinense se recuperó así de la caída del martes, cuando el Brent retrocedió el 1,38%, la mayor caída en el último mes y medio, por la perspectiva de que los inversores empiecen a apostar por las divisas y el capital, en detrimento de las materias primas, a medida que se consolide la recuperación económica.

A decir de los expertos, una recuperación económica, especialmente en EEUU, resultará en un reforzamiento del dólar, lo que restará atractivo a la compra de futuros de materias primas, que se negocian en la divisa estadounidense en los mercados mundiales.

Pero de momento, los futuros en Londres volvieron mostrarse claramente al alza tras conocerse que las reservas de petróleo en EEUU disminuyeron en 4,2 millones de barriles la semana pasada, lo que supone un descenso del 1,2% con respecto a la semana anterior, según los datos del Departamento de Energía.

También animó a los inversores la noticia de que el sector privado estadounidense creó 297.000 empleos netos en diciembre, una cifra que superó con creces las previsiones de los analistas.

Según informó Automatic Data Processing (ADP), desde hacía diez años no se había registrado un avance tan pronunciado.

El dato se conoce dos días antes de que Washington publique los datos oficiales de creación de empleo en diciembre, que también incluyen los generados por el sector público y que, según los analistas, podrían reflejar la generación de 143.000 puestos de trabajo netos, lo que mantendría la tasa de desempleo en el 9,8%.

Esta consistencia en la mejora del empleo en EE UU es, a juicio de los analistas, uno de los indicios más claros de que la recuperación de la economía estadounidense comienza a ser una realidad.

En este contexto, el Brent volvió a aproximarse a la barrera de los 100 dólares, una perspectiva que preocupa a la Agencia Internacional de la Energía (AIE), que advirtió hoy de que un precio alto del petróleo puede desbaratar la recuperación.

En un análisis, la AIE indicó que en el último año los costes derivados de la importación de crudo para los países de la OCDE han pasado de 200.000 millones a 790.000 millones de dólares, debido al incremento del precio del petróleo.

"Los precios del petróleo están entrando en una zona peligrosa para la economía global", dijo al "Financial Times" Fatih Birol, economista jefe de este organismo internacional.

"Las cuentas por la importación del petróleo se están convirtiendo en una amenaza para la recuperación económica. Es una llamada de atención para los países consumidores de petróleo y para los países productores", añadió Birol.

Pese a la presión de la AIE, de momento la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) ha decidido mantener sus cuotas.

Hace un mes el ministro saudí del Petróleo, Ali Naimi, declaró que el objetivo del cartel es un barril entre los 70 y los 80 dólares y que no está previsto que el grupo convoque una reunión extraordinaria para tratar el repunte actual de precios.