Aldebarán dedicará 40 millones a participar en 10 firmas

Caser diversifica inversiones con una división de capital riesgo

Caser ha puesto en marcha una división de capital riesgo propia. Ya ha creado un vehículo llamado Aldebarán que gestionará 40 millones de euros repartidos entre 10 participadas.

Caser diversifica inversiones con una división de capital riesgo
Caser diversifica inversiones con una división de capital riesgo

La aseguradora de las cajas de ahorros ha decidido reforzar su relación con el capital riesgo. Caser creó el pasado julio un área específica para abordar por sí sola este nicho de negocio. Y ahora, en diciembre, ha constituido su primer vehículo de inversión.

Aldebarán gestionará un patrimonio de 40 millones de euros, enfocado principalmente a operaciones de capital desarrollo de carácter generalista y ámbito geográfico nacional. La intención es contar con una cartera de unas ocho o 10 participadas en un plazo de seis años. Se priorizarán las inversiones que se estructuren a través de ampliaciones de capital, de forma que los fondos aportados se dediquen a sufragar el crecimiento de la compañía. Aún así, no se descarta tomar parte en operaciones de management buyout (MBO) (adquisiciones de una sociedad por parte de su equipo gestor).

Al frente del negocio de capital riesgo de Caser se sitúa Borja Fernández Espejel. Licenciado en Dirección y Administración de Empresas por la Universidad Autónoma de Madrid (UAM), este ejecutivo fue director de inversiones en Invergestión (antigua N+1) entre 2007 y este año. Y anteriormente, entre 2000 y 2007, ejerció de director de inversiones asociado en Ahorro Corporación. A lo largo de su carrera profesional también ha trabajado en Dragados y PricewaterhouseCoopers (PwC).

El área de capital riesgo dependerá orgánicamente de la dirección financiera y de tecnología, encabezada por Antonio García Ortiz. El consejo de administración de Aldebarán rescata como vocal a un antiguo hombre de la casa: Juan Lázaro. Director general adjunto de la aseguradora entre 2002 y 2007, fichó por Mutua Madrileña ese año, si bien abandonó el puesto de director general que ostentaba allí a los pocos meses.

De acuerdo con su memoria anual, Caser tenía al cierre de 2009 activos en gestión por 10.445 millones de euros. De esta cantidad, 7.065 millones correspondían a activos financieros y los 3.381 millones restantes a patrimonios gestionados.

En línea con la práctica aseguradora, las inversiones financieras del grupo que dirige Ignacio Eyríes destacan por su carácter conservador. Un 69% del dinero estaba destinado a deuda al cierre del pasado ejercicio, mientras que otro 18% correspondía a efectivo y equivalentes.

2011, baile de alianzas

Tradicionalmente, Caser ha distribuido sus pólizas a través de las cajas sin carácter de exclusividad. En los últimos dos ejercicios y ante la reconfiguración del sector de ahorro, Caser ha sellado acuerdos de exclusividad con bastantes entidades para defender su negocio. Esto hace que 2011 sea, previsiblemente, un año de baile de alianzas porque ya está definido el nuevo mapa de cajas.

Caser ha alcanzado en diciembre un acuerdo con Segurcaixa por el que mantendrá la cartera de seguros de vida que generó con Caixa Girona, absorbida por La Caixa. Queda por definir el futuro de sus alianzas en vida con Caja Rioja, Insular de Canarias, Caixanova, Sa Nostra, General de Canarias, Cajasol y Jaén; así como en seguros generales con CAM, Extremadura y Granada.