El Gobierno solo reserva una banda para el cable

Las 'telecos' de móvil ganan el primer asalto en la venta de espectro

La licitación de espectro de móvil solo ha dado su primer paso y ya hay un ganador: las operadoras celulares. Sus rivales en esta guerra, las compañías de cable, pedían al Gobierno que redujera los topes máximos de espectro que las telecos de móvil pueden tener y admitiera pujas regionales en más bandas, pero el Ejecutivo no lo ha hecho.

La licitación de móvil que el Gobierno ha previsto para el año que viene tiene tal grado de complejidad que es difícil que contente a nadie por completo, pero el proyecto de real decreto presentado el jueves al sector tiene más ingredientes a favor de un bando que de otro. Y es que en el fondo del proceso subyace una batalla que enfrenta a las compañías de móvil con las de cable. Las primeras quieren el máximo espectro posible, pero las de cable quieren entrar en el juego para ser operadoras completas.

De ahí que las normas que fije el Ministerio de Industria en la licitación resulten claves para que cualquiera de los dos contendientes lo tenga un poco más fácil. Y por el momento, según la documentación que se conoció el jueves, ganan las operadoras de móvil.

El proyecto de real decreto no resuelve, tal y como se esperaba, ninguna de las grandes incógnitas del proceso. No dice si el espectro se venderá en subasta o en concurso y tampoco si el espectro que se reserva para un ámbito inferior al regional se licitará por comunidades, por provincias o por metros. Pero la documentación sí alude a dos cuestiones clave: los topes máximos de espectro para las operadoras de móvil y el ámbito de las bandas a la venta.

El primero se mantiene como hasta ahora, lo que significa que los intentos del cable por rebajar los topes no han fructificado. Su intención era que las grandes operadoras tuvieran más restricciones para comprar las nuevas frecuencias, que así quedarían libres para pasar a menor precio a manos del cable.

Estas compañías tampoco han conseguido que las principales bandas de frecuencias -las de 800 y 900 MHz- se vendan en ámbitos inferiores al nacional. Eso hace más difícil su participación, ya que deben unirse todas las firmas de cable -R, Telecable, Euskaltel y Ono- para hacer una oferta conjunta. Solo la banda de 2,5 GHz se ha dividido en regiones.

Tras la presentación del jueves, el Gobierno espera aprobar el real decreto definitivo en el primer trimestre del año y realizar las licitaciones en el segundo.

Por otra parte, Industria ha dado el primer paso para aprobar el nuevo reglamento del servicio universal, que incluirá entre las obligaciones la banda ancha a un mega para todo el territorio. Estaba previsto que este deber estuviera en marcha este 1 de enero, pero se ha retrasado.

El Supremo rechaza paralizar la tasa de las operadoras para RTVE

El Tribunal Supremo ha rechazado en tres autos la suspensión cautelar de la aportación de los operadores de telecomunicaciones al presupuesto de RTVE, tal y como solicitaban Telefónica, Vodafone y Ono.

El Supremo considera que el riesgo o peligro que denuncian los recurrentes para pedir la suspensión cautelar "puede ser minimizado o eliminado acudiendo a la Comisión del Mercado de Telecomunicaciones", a la que la Ley apodera para fraccionar o aplazar los pagos. Además, establece que "el interés público que subyace en las normas impugnadas es indudable".