Conflicto familiar

Las cuentas y la gestión de Vega Sicilia de 2009 se debatirán en una nueva junta judicial

La salvaguarda judicial en el conflicto entre el fundador del grupo Eulen, David Álvarez, y parte de sus hijos, se mantiene en los asuntos de calado que afectan a El Enebro, la sociedad patrimonial titular, entre otros activos, de Bodegas Vegas Sicilia.

El magistrado de lo Mercantil Número 8 de Madrid ha convocado la junta general ordinaria de El Enebro para el próximo día 27 de enero en el que, entre otros asuntos, se deberán aprobar las cuentas anuales de 2009, así como el informe de gestión.

La asamblea, según se establece en su convocatoria, será presidida por el socio designado "por los demás concurrentes al inicio de la sesión". La propiedad de El Enebro se la disputan judicialmente David Álvarez, que reclama el usufructo del 51% del capital y que tiene como aliados a dos de sus hijos, y sus otros cinco descendientes. Este litigio no está resuelto, no hay fecha señalada para el juicio en el que se debe decidir sobre el fondo del asunto, y el cambio de su consejo está impugnado.

Fuentes consultadas aseguran que el enfrentamiento sobre la gestión y las cuentas de El Enebro no supondrá una subida de tensión en las ya complicadas relaciones en la saga de David Álvarez, el creador del mayor grupo de servicios generales a la empresa. La compañía patrimonial, aglutinada entorno a Bodegas Vega Sicilia, ha presentado tradicionalmente beneficios y su gestión, en conjunto, no ha sido hasta ahora cuestionada.

Las cuentas de 2008, las últimas presentadas en el registro Mercantil de Madrid, cifraban el activo de El Enebro en 70,9 millones de euros. Su beneficio neto, que se destinó en su totalidad a reservas legales y voluntarias, ascendió a 2,3 millones. El grueso de su resultado procedió del grupo Bodegas Vega Sicilia, una de las compañías vitivinícolas de referencia de la denominación de origen Ribera del Duero. Otras compañías como Valles del Elsa y Núcleo de Explotaciones Agropecuarias de León experimentaron pérdidas.