El Consejo de Ministros no aprobará ninguna más

Ocaña: las nuevas medidas permitirán emitir menos deuda en 2011

El secretario de Estado de Hacienda, Carlos Ocaña, afirmó hoy que el impacto económico de las medidas anunciadas este miércoles por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, irá destinado a reducir la emisión de deuda pública del año que viene.

Tras comparecer en el Senado ante la Comisión de Entidades Locales, Ocaña resaltó que además de esas nuevas medidas económicas, el Consejo de Ministros no aprobará ninguna más.

El secretario de Estado aseguró que la ausencia de Zapatero en la Cumbre Iberoamericana no se debe a la posibilidad de un posible rescate de España por parte de la UE, sino a que es "razonable y fácil de entender" que el presidente quiera estar en ese Consejo de Ministros "y al mando en un momento complicado para la economía".

Ocaña subrayó que el Ejecutivo trabaja "para tener pensadas todas las estrategias posibles" y añadió que las medidas no son improvisadas.

En este sentido, destacó que la rebaja fiscal a las pequeñas y medianas empresas (pymes) se estudiaba desde hace mucho tiempo y que la privatización parcial de Loterías del Estado responde a un proceso de mucho análisis iniciado hace tres años.

Ocaña indicó que hablar de privatizar Loterías es una "cierta imprecisión", porque el Estado seguirá controlando este organismo, e incidió en que lo que se hace es dar participación en los consejos de administración a socios privados, "que impondrán una cierta disciplina financiera para que sea más eficiente".

A su juicio, es una buena idea hacer esta separación dentro de Loterías, con el Estado como regulador, lo que asegura que se cumplen leyes del juego.

Ocaña resaltó que las nuevas medidas son distintas de las anteriores, ya que las de ahora van dirigidas no al recorte del gasto, ni a reducir el déficit, sino a mejorar la competitividad, incentivar la actividad de las pymes y emitir menos deuda.

Sobre la aseveración del PP de que la reducción fiscal a las pymes era una antigua propuesta suya, Ocaña indicó que la política económica la hace el Gobierno y que los momentos, "muy importantes", los elige el Ejecutivo, no la oposición, y antes no era adecuada y ahora sí lo es.