La nueva filial comparte obras con ACS

OHL se asienta en Nueva York con la compra de Judlau

OHL ha entrado de lleno en el negocio de la obra civil de Nueva York con la toma del 50,1% de Judlau Contracting. Pagará 72,5 millones de dólares (55,6 millones de euros) más un variable en función del Ebitda. La nueva filial sumará al grupo una facturación de 300 millones de dólares y una cartera de 500.

Tras meses de análisis, OHL anunció ayer su mayor compra hasta el momento en EE UU. El grupo de Juan Miguel Villar Mir se ha hecho con el control de la firma de obra civil Judlau Contracting, tomando el 50,1% por 72,5 millones de dólares. A esa cifra se añadirá un variable que dependerá del Ebitda cosechado hasta 2012.

Con buena posición en el voluminoso mercado de las infraestructuras de Nueva York, el nombre de Judlau suena en España por la adjudicación de dos importantes contratos, por un total de 1.162 millones de dólares (890 millones de euros), en el metro de esa ciudad formando equipo con Dragados. De este modo, OHL se convierte en una de las principales colaboradoras de ACS en Nueva York, donde el grupo que preside Florentino Pérez adquirió Schiavone en 2007 y la especialista en túneles John P. Picone este mismo año.

En el caso de OHL, las previsiones de Judlau para 2010 hablan de unas ventas de 300 millones de dólares (230 millones de euros) y una cartera de obra valorada en 500 millones de dólares (384 millones de euros).

OHL 0,98 -1,67%

La española ha utilizado recursos propios para acometer esta nueva inversión. Sin embargo, no descarta acudir a la banca para financiarla en los próximos meses.

El nuevo brazo constructor de OHL refuerza la estrategia de la compañía en la costa Este, donde controla Community Asphalt, Tower Group, Arellano y Stride, firmas adquiridas entre julio de 2006 y septiembre de 2008. Bajo el paraguas de OHL USA, todas ellas sumaron en 2009 una facturación de 308 millones de euros. Una cifra que podría casi duplicarse este año gracias a Judlau. Desde la dirección de OHL Construcción Internacional, Francisco Marín, afirma que "el enfoque de esta adquisición pasa por dotar de capacidad financiera a Judlau para dirigirla a proyectos de colaboración público-privada e incluso dar el salto de Nueva York a otros estados".

Como en anteriores operaciones, Villar Mir mantendrá el equipo directivo de Judlau, encabezado por su fundador Thomas Iovino. Ahora, OHL analiza la posibilidad de ampliar un acuerdo que se limita al área de construcción, dejando al margen pequeñas filiales como Midland Tech o TC Electric.

Estas últimas están especializadas en señalización y electrificación de infraestructuras. Thomas Iovino comparte en ellas capital con otros accionistas, algo que no sucede en Judlau Contracting, donde contaba con el 100%.

Antes de esta ofensiva, OHL abrió oficina en Nueva York en marzo. Su director es Francisco Marín Nortes, hijo del responsable de OHL Construcción Internacional, y en cuyo currículum figuran autopistas en España, obra ferroviaria en Turquía o el hospital catarí de Sidra.

La compañía tenía ya un primer proyecto de obra civil en la ciudad de los rascacielos valorado en 270 millones de dólares y obtenido en colaboración con la local Tully.

California y Canadá, en el punto de mira

OHL mantiene su intención por crecer por la vía de las adquisiciones en Norteamérica, tras protagonizar operaciones por más de 200 millones de dólares en los cuatro últimos años.

El director general de OHL Construcción Internacional, Francisco Marín, reconoce interés por dos áreas prioritarias, California y Canadá, al calor de distintos proyectos de concesión de autopistas y ferrocarril de alta velocidad.

De forma paralela, analiza inversiones en India y Australia. Y tiene en proceso -actualmente en fase de due diligence- la adquisición de la polaca Hydrobudowa, a través de una operación que podría rematar en torno al mes de febrero.