Dos días de debate

Aprobado el presupuesto de Portugal con la abstención de la oposición

El Parlamento portugués aprobó hoy los controvertidos presupuestos del Estado para 2011, con los que el Gobierno socialista espera reducir el déficit fiscal desde el 9,3% al 4,6%, gracias a la prevista abstención de la oposición conservadora.

Tras dos días de acalorado debate en el que tanto los partidos conservadores como los marxistas criticaron con dureza la gestión del primer ministro José Sócrates, los presupuestos fueron aprobados sólo con el voto de los diputados socialistas y la abstención del principal partido de la oposición, el Social Demócrata (PSD).

El Gobierno de Sócrates llegó a un acuerdo con el PSD, de centro-derecha que incluyó una reducción de los aumentos de impuestos y la revisión de las obras públicas contempladas en los presupuestos, que incluyen además congelación de pensiones, reducción de salarios y un drástico recorte del gasto público.