Las nuevas acciones empezarán a cotizar el día 5

El 84% de los accionistas de Santander optan por cobrar el dividendo en acciones

El 83,97% de los accionistas del Santander titulares de derechos de asignación gratuita han optado por recibir nuevas acciones de la entidad a la hora de cobrar efectivo el dividendo que se pagará este mes dentro del programa de retribución flexible 'Santander Dividendo Elección'.

Con este sistema los accionistas tienen derecho a recibir un nuevo título de la entidad por cada 78 acciones antiguas si optaban por cobrar en valores en lugar de efectivo el dividendo.

Hoy termina la ampliación de capital de 1.000 millones de euros con la que el Santander ha costeado el pago del dividendo a sus accionistas.

Según recordó hoy la entidad a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) el pasado viernes finalizó el periodo de negociación de los derechos de asignación gratuita correspondientes al aumento de capital liberado.

SANTANDER 3,78 -1,74%

Durante el plazo establecido a tal efecto, accionistas titulares del 16,03% de los derechos de asignación aceptaron el compromiso irrevocable de compra de derechos asumido por Banco Santander.

Así, Santander ha adquirido 1.320.768.885 derechos por un importe bruto total de 157.171.497,32 euros y ha renunciado a los derechos de asignación gratuita así adquiridos.

Los accionistas titulares del 83,97% restante de los derechos de asignación gratuita han optado por recibir nuevas acciones, por lo que el número definitivo de títulos ordinarios de 0,5 euros de valor nominal unitario que se emiten en el aumento de capital liberado es de 88.713.331, correspondientes a un 1,08% del capital social.

El importe del aumento de capital llega así a 44.356.665,50 euros y el valor de la retribución correspondiente a los accionistas que han optado por recibir acciones asciende a 823.437.138 euros.

Está previsto que las nuevas acciones queden admitidas a negociación en las cuatro Bolsas de Valores españolas y en el Sistema de Interconexión Bursátil el próximo día 5, de modo que su contratación ordinaria en España comience el 8 de noviembre.

Se solicitará también la admisión a cotización de las nuevas acciones en las restantes Bolsas de Valores en las que cotiza el Banco Santander.

Mañana cobrarán los accionistas que prefirieron dinero en efectivo.

Esta es la segunda ocasión en la que el Santander propone a sus accionistas la posibilidad de cobrar en acciones uno de los dividendos.

El año pasado, más del 80% de los accionistas aceptaron la oferta, aunque esto supone que la entidad tenga que ampliar capital para atender estas peticiones.

Un mismo accionista puede optar por cobrar una parte de sus dividendos en efectivo y otra en nuevos títulos, ya que ambas fórmulas son compatibles.