Pide que no sea admitida

La administración de Marsans cuestiona el plan de liquidación de Posibilitum

La administración concursal nombrada en Viajes Marsans advierte al juzgado que el plan de liquidación propuesto por Posibilitum para la compañía "recoge una valoración totalmente arbitraria de los activos de la compañía".

Oficina de Viajes Marsans, antes de que entrara en concurso.
Oficina de Viajes Marsans, antes de que entrara en concurso.

Posibilitum, la sociedad que adquirió el grupo Marsans el pasado mes de junio a Gerardo Díaz Ferrán y Gonzalo Pascual, ha presentado una propuesta de liquidación para la compañía que "carece de los requisitos mínimos para que pueda ser evaluada en la medida que la misma recoge una valoración totalmente arbitraria de los activos de la concursada", advierte la administración concursal de la compañía de viajes en un escrito fechado el pasado día 20 y enviado al juzgado de lo mercantil número 12.

El abogado Edorta Etxarandio y los economistas Rafael Martín y Pedro Tortosa, los administradores concursales nombrados por el juez en Marsans, han elaborado un informe sobre la propuesta de liquidación presentada por Posibilitum y en el mismo solicitan al juez que acuerde "inadmitirla (...) requiriendo a la misma para que formule un plan de liquidación con evaluación de activos y métodos de realización precisos".

Pero antes de entrar en el fondo de la cuestión la administración concursal asegura que es "falsa" la afirmación por parte de los nuevos dueños de Marsans de que la propuesta de liquidación de la empresa fuera acordada con la administración concursal. "La concursada tomó la decisión (...) de forma unilateral", aclara.

El valor estimado para 16 sociedades no se soporta "de ninguna forma"

A continuación la administración concursal detalla algunos ejemplos incluidos en la propuesta de liquidación de Posibilitum que acreditan su afirmación de que esta no se ajusta a la realidad.

Sin documentos, sin tasaciones

En la propuesta de liquidación de Posibilitum se atribuye un valor al inmovilizado material de Marsans "de 600.000 euros pero no se aporta ningún documento que sirva para acreditar que el inmovilizado inmaterial tiene ese valor", advierte la administración concursal. La misma falta de documentación encuentra la administración concursal en la valoración del activo inmobiliario, de 2,8 millones. "Por cierto", dicen en su informe los administradores, "una de las tasaciones, la que se refiere a la nave industrial sita en Vía de los Poblados quinta planta es, en caso de que realmente exista, de fecha 15 de octubre de 2008, es decir, muy antigua para poder ser tenida en cuenta".

Otra evidencia de esa falta de rigor en las valoraciones de Marsans es el valor estimado por Posibilitum para el inmovilizado financiero. "El elemento que en este caso evidencia la arbitrariedad con la que la concursada ha valorado el activo es el hecho de que se atribuye un valor global de 50.000 euros al resto de las acciones que la concursada tiene en 16 sociedades. Si se tratase de una valoración de activos fiable se habría atribuido un valor determinado para cada una de ellas y no (...) un valor global no soportado de ninguna forma".

La supuesta demanda por Aerolíneas Argentinas

Varios medios informaron a mediados del pasado mes de marzo que Gonzalo Pascual y Gerardo Díaz Ferrán preparaban una reclamación ante el organismo de arbitraje internacional del Banco Mundial (Ciadi) en la que exigirá una compensación de entre 2.000 y 2.500 millones de dólares al Gobierno argentino por la expropiación de Aerolíneas Argentinas, en 2008. Sin embargo la administración concursal de Marsans señala que en la propuesta de liquidación de la empresa elaborada por Posibilitum se menciona que Teinver (del grupo Marsans) tiene una deuda con Viajes Marsans de 260 millones de euros y que el pago de esa deuda depende "de una resolución eventualmente favorable del Ciadi". Pero los administradores advierten que Posibilitum no ha aportado "informe legal analizando las posibilidades de éxito de la reclamación o al menos la demanda presentada ante el Ciadi".

La cifra

2,8 millones es el valor que Posibilitum otorga al activo inmobiliario de Marsans. La administración señala que no aporta documentación.