AENA y USCA debaten el convenio colectivo

Blanco acusa al PP de ser "una dificultad más" en la negociación con los controladores aéreos

El ministro de Fomento, José Blanco, ha acusado hoy al PP de ser "una dificultad más" en la negociación en la que AENA y el sindicato de controladores USCA se hayan inmersos para la renovación del convenio colectivo, un proceso, que calificó de "abierto y de diálogo" y que confió en que se cumpla.

Blanco respondía así al senador 'popular' Ignacio Burgos durante la sesión del control al Gobierno, quién reprochó al ministro la "falta de diálogo" y "las formas" a la hora de gestionar este conflicto. "Creo que usted está haciendo un 'casting' para ser el portavoz de los controladores", le espetó Blanco tras oír sus argumentaciones.

El titular de Fomento recordó que su departamento ha impulsado una reforma estructural para garantizar la continuidad del servicio de navegación aérea y para dar respuesta a "situaciones imprescindibles", que hará que los aeropuertos españoles sean "más eficientes y mucho más competitivos".

Además, se refirió al pacto alcanzado entre los controladores y AENA, firmado en agosto, y manifestó que el Ministerio de Fomento tiene la voluntad de cumplirlo. En esta línea, Blanco indicó que se ha abierto una nueva convocatoria para que pueda haber más controladores, pero con condiciones distintas a las que fijó el PP cuando gobernaba que eran "únicas en ineficiencia y costes en Europa".

"En todas las reformas se ponen fin a los privilegios (...) y cuando surgen dificultades hay que solventarlas, pero yo espero de su grupo que no sean una dificultad más", concluyó Blanco, quién pidió al PP que "colabore" y "no distorsione" el proceso de negociación.