Comenzará a medianoche

Cuenta atrás ante el rescate de los mineros atrapados en Chile

Los 33 mineros atrapados en el yacimiento San José, en el norte de Chile, empezarán a salir hoy a la superficie, según el plan de rescate de las autoridades, cuya última fase se pondrá en marcha "en las últimas horas" de este martes y durará aproximadamente 48 horas.

"Esperamos concluir este martes con al menos uno de los mineros en la superficie. Es el objetivo que nos hemos planteado y estamos trabajando para ello", declaró el ministro de Minería, Laurence Golborne, en su última rueda de prensa en el campamento "Esperanza".

A pesar de la insistencia de los periodistas, el encargado de facilitar la información oficial de la llamada "Operación San Lorenzo" no precisó el momento concreto en que comenzará el rescate y se limitó a señalar que será "a las últimas horas del día de hoy".

Una vez efectuadas las pruebas de descenso y ascenso de la cápsula "Fénix", que transportará uno a uno a los mineros desde una profundidad de 622 metros, los técnicos comprobarán el sistema de comunicación para recibir sonido e imágenes durante el trayecto.

Si estas revisiones son exitosas, se estaría en disposición, a partir de las 18:00 hora local (21:00 GMT), de iniciar la evacuación desde un taller subterráneo contiguo al refugio donde los trabajadores han permanecido desde hace 69 días.

Aunque el ministro de Minería rehusó dar a conocer los nombres de quienes saldrán primero, fuentes de los familiares dijeron que se trata de Florencio Ávalos, un capataz de 31 años elegido por su experiencia y juventud.

Ávalos, cuyo imagen dio la vuelta al mundo cuando el 22 de agosto asomó su rostro a una cámara de vídeo para demostrar que los trabajadores accidentados estaban vivos, describirá detalladamente lo que vea a través de la rejilla de la cápsula, una información que los técnicos consideran de vital importancia para el desarrollo de todo el rescate.

Después le corresponderá el turno a Mario Sepúlveda, el minero que estas últimas semanas ha sido el encargado de grabar las imágenes del interior del refugio, y Carlos Mamani, el único trabajador boliviano, a quien el presidente Evo Morales vendrá personalmente a recoger.

Los primeros descensos de la cápsula "Fénix" serán aprovechados para bajar a los tres primeros miembros del equipo de rescate que evaluarán la condición física de los mineros y los dividirán en tres grupos: los más hábiles técnicamente, los más débiles y los más fuertes.

Cuando el primer minero haya sido rescatado se encenderá una baliza y sonará una sirena, una operación que se espera repetir 32 veces en las próximas 48 horas y que no debe inquietar a los familiares que aguardan en el campamento, indicó el ministro de Salud, Jaime Mañalich.

æpermil;sta será la forma de alertar al personal médico que trabaja en el hospital de campaña "cada vez que la mina esté en proceso de 'parto'", explicó metafóricamente el ministro para referirse a la llegada de cada uno de los mineros que vayan siendo rescatados.

Al salir a la superficie, los mineros serán trasladados a la zona de estabilización situada en el hospital de campaña, donde permanecerán de dos a tres horas antes de ser trasladados hasta el Hospital San José de Copiapó.

El traslado se hará previsiblemente en un helicóptero de la Fuerza Aérea chilena con capacidad para transportar a cuatro obreros, pero si la niebla lo impide, los mineros serán traslados por carretera en ambulancia en un trayecto cuya duración ya ha sido cronometrada: 33 minutos.

Ante lo avanzado del rescate, los técnicos decidieron hoy detener el único de los otros dos planes alternativos que seguía operando: la excavación de la perforadora petrolera.

La concienzuda planificación del rescate también ha quedado de manifiesto en la construcción de tres cápsulas de evacuación. La que se empleará finalmente es la "Fénix 2", a la que se han incorporado los últimos avances en el sistema de intercomunicación.

Para las próximas horas está prevista la llegada al yacimiento San José del presidente de Chile, Sebastián Piñera, y más tarde lo hará el de Bolivia, Evo Morales, quien viajará a Copiapó con la intención de llevarse de regreso a su país a su conciudadano, el minero Carlos Mamani.

"Esperamos concluir esta etapa con un resultado exitoso", declaró el ministro Golborne, quien aprovechó su última conferencia de prensa en la mina San José para dar las gracias a los equipos de rescate y al personal médico por la ardua labor que han realizado desde que se tuvo noticia del derrumbe.