Cierre de sesión

El Ibex coge carrerilla con Japón y EE UU como excusa

El selectivo se ha cansado de caer y se ha quedado con lo mejor de una jornada que ha mostrado una cara bastante favorable. El Banco de Japón ha decidido recortar los tipos de interés y la economía de Estados Unidos ha ofrecido a los inversores un ISM no manufacturero muy positivo. Al cierre, el Ibex ha sumado un 2,58% que le ha situado en los 10.651 puntos. (Ver gráfico detallado del Ibex 35)

El Ibex ha vuelto a la senda alcista por todo lo alto. Y es que el selectivo ha decidido quedarse con lo mejor y dejar a un lado las malas noticias para poner fin a dos jornadas consecutivas de números rojos. Al cierre, la Bolsa española ha sumado un 2,58%, el mayor ascenso de Europa, en una jornada positiva para todos los mercados de renta variable. Con este ascenso, se coloca en los 10.651 puntos y acorta distancias con los preciados y complicados 11.000 puntos.

Durante la sesión han sido varias las buenas noticias. Desde primera hora, los inversores han celebrado la rebaja de tipos por parte del Banco de Japón. "La sorpresa ha estado en Japón, donde su banco central ha anunciado nuevas medidas de estímulo monetario, que incluyen la reducción de tipos a cero absoluto y la creación de un fondo para comprar activos que podría estar dotado con cinco billones de yenes (60.000 millones de dólares). El objetivo es hacer frente a la desaceleración económica (intensificada por la ralentización del crecimiento global y la apreciación del yen) y conseguir una estabilización en los niveles generales de precios (en deflación desde principios de 2009)", explican los expertos de Renta 4.

Además, el frente macroeconómico de Estados Unidos ha dado una alegría a través del ISM no manufacturero, que ha alcanzado los 53,2 puntos en septiembre, frente a los 52 puntos que habían avanzado los analistas y sobre los 51,5 puntos registrados el mes anterior.

IBEX 35 8.070,90 -0,63%

Por su parte, el FMI, aunque ha señalado que sigue preocupado por la salud del sistema financiero y por las consecuencias que los riesgos pueden tener para las economías, ha puesto una pica en la economía española. El organismo internacional considera que España está haciendo las cosas "muy bien" en el ámbito de la estabilidad financiera y ha añadido que el principal asunto pendiente, la reestructuración de las cajas, "avanza a buena velocidad".

Irlanda, sin embargo, no ha dado tan buenas noticias. Moody's ha advertido hoy que podría recortar su calificación crediticia de nuevo como consecuencia del aumento de la incertidumbre sobre la fortaleza financiera del país, las "sombrías" perspectivas macroeconómicas y el aumento de los costes de financiación.

Los expertos, sin embargo, no dejan de advertir los riesgos a los que se enfrentan las Bolsas a corto plazo. Para José Luis Martínez Campuzano, estratega de Citi en España, esos peligros pueden clasificarse en tres: economía, resultados y tensiones comerciales. "El primer factor lo iremos superando, poco a poco, a medida que los datos económicos confirmen que debemos descartar el escenario de una nueva recesión. Mejor, moderación en el crecimiento hasta final de año y aceleración durante el próximo ejercicio. Sobre el último factor, poco podemos añadir. Pero se puede vivir con un dólar a la baja, siempre que no sea un desplome desordenado del dólar. La intervención por parte de algunos bancos centrales y las esperanzas de un acuerdo en el G-20 de noviembre pueden delimitar un mayor descenso de la moneda norteamericana en las próximas semanas. Delimitar, que no evitar", comenta.

El experto añade que "al final, nos quedan los resultados empresariales. La temporada de resultados comienza esta semana con la publicación el jueves de los datos de Alcoa. Para el S&P en conjunto, el mercado espera una moderación en el crecimiento anual hasta un 23% en el tercer trimestre desde niveles del 36% en el segundo trimestre (50% en el primer trimestre). Sin el sector financiero, hablaríamos de un aumento previsto para los beneficios del 20,4%. ¿Conclusión? En mi opinión, partiendo de la revisión a la baja que ya estamos observando, sigue sorprendiendo el ritmo previsto de crecimiento para los beneficios a lo largo del próximo año".

En un mercado español monopolizado por los números verdes, las ganancias más abultadas han sido para Iberia, que ha sumado un 5,77%, y Gamesa, que se ha apuntado un 5,6%. Grifols, sin embargo, ha acumulado el ascenso más modesto del Ibex al repuntar un 0,24%.

Como guinda del pastel, el euro ha roto los 1,38 dólares, máximos de febrero, y el oro ha vuelto a marcar récord histórico. En el mercado de deuda, la prima de riesgo de España se mantiene estable en los 177 puntos básicos.