Si no prospera su recurso

Gas Natural Fenosa cifra en 450 millones el impacto máximo del laudo de Sonatrach

Gas Natural Fenosa asegura que el resultado consolidado después de impuestos del grupo correspondiente a 2010 podría verse reducido en hasta 450 millones de euros si no prospera ninguna de las medidas legales emprendidas en contra del laudo que da la razón a Sonatrach en su litigio sobre los precios del gas, ni la revisión de precios solicitada.

En relación con el Plan Estratégico 2010-2014, Gas Natural Fenosa prevé que el beneficio bruto de explotación (Ebitda) se vea reducido en cerca de 400 millones para el ejercicio 2012 en caso de que se considere todo el efecto del laudo y ningún resultado en las acciones legales ni en la renegociación de las actuales condiciones comerciales, indica la empresa a la CNMV.

La compañía presidida por Salvador Gabarró cifra además en 1.970 millones de dólares (unos 1.450 millones de euros) el importe retroactivo máximo facturado por Sonatrach a Gas Natural Fenosa, según el laudo arbitral en el que se reconoce el derecho de grupo argelino a un incremento del precio del gas a partir de 2007.

Para Gas Natural Fenosa, el laudo es "abusivo, desproporcionado y muy alejado de las condiciones reales del mercado", por lo que confirma que están llevando a cabo acciones oportunas en defensa de sus intereses. En concreto, la decisión arbitral ha sido impugnada ante el Tribunal Federal de Suiza.

Este laudo tiene como cometido resolver la controversia que Gas Natural Fenosa y Sonatrach han mantenido acerca de la revisión del precio de los contratos del suministro de gas que recibe la primera de Argelia a través del gasoducto Magreb-Europa.

Revisión de contratos

Junto a las acciones legales, Gas Natural Fenosa ha solicitado la revisión de precio de los contratos de gas "para tener en cuenta los profundos cambios ya producidos, así como la situación actual de los mercados mundiales y, en especial, del español".

La compañía advierte de que el impacto en los precios del aprovisionamiento de gas relativo a dichos contratos en el ejercicio 2010 y en los años sucesivos dependerá de los resultados de las revisiones en curso, así como de los otros procesos abiertos contra el propio laudo.

Peor escenario

En esta situación, Gas Natural Fenosa ha simulado los efectos de que no prosperen ni los recursos legales ni la revisión de precios para adelantar un impacto máximo sobre sus cuentas del peor escenario. Este escenario ha sido calculado considerando las provisiones contabilizadas al efecto y las repercusiones a determinados clientes.

En todo caso, el grupo advierte de que, "en la medida que los efectos del laudo no se pueden considerar como ciertos ni definitivos, tanto en la actualidad como a futuro, Gas Natural Fenosa no ha tomado ninguna decisión que modifique su política de dividendos".