Creará un gigante mundial de la cosmética

El dueño de Dove compra TRESemmé por 3.700 millones de dólares

La compañía anglo holandesa de productos de consumo e higiene personal Unilever ha adquirido el fabricante estadounidense de productos de belleza Alberto Culver por 3.700 millones de dólares (2.750 millones de euros) en efectivo, según informó la compañía en un comunicado.

Según la compañía, esta adquisición convierte a Univeler en la compañía líder mundial en acondicionamiento del cabello, la segunda más grande en champú y la tercera más grande en estilismo. Asimismo, mejora su presencia en el mercado del cabello en Estados Unidos, Canadá, Reino Unido, México y Australia.

La compra de Alberto Culver esta sujeta a la aprobación de los organismo correspondientes, así como de los accionistas de la empresa estadounidense. Unilever espera que esta adquisición genere "sinergias significativas" y, excluyendo los costes de reestructuración, tenga un impacto positivo en el beneficio por acción en el primer año completo.

El consejero delegado de Unilever, Paul Polman, destacó el "excelente trabajo" realizado por Alberto Culver al desarrollar una "impresionante" gama de marcas como TRESemmé, VO5, Nexxus, St. Ives y Simple. "Estas complementarán la actual cartera de productos estrellas de Unilever, como Dove, Clear y Sunsilk en el cuidado del cabello y Pond's y Vaseline en el cuidado de la piel, y nos ayudará a construir un posición fuerte en ambas categorías", añadió.

Las ventas de Alberto Culver en los últimos doce meses, a fecha del 30 de junio de 2010, alcanzaron aproximadamente los 1.600 millones de dólares (1.190 millones de euros) y el EBITDA fue de 250 millones de dólares (185 millones de euros). La compañía tiene una plantilla de 2.700 trabajadores y cuenta con seis centros de fabricación.