De 'AA-' a 'A+' y de 'F1+' a 'F1'

Fitch rebaja la calificación de La Caixa, que pierde la 'doble A' a largo plazo

Fitch ha rebajado la calificación a largo plazo de La Caixa de 'AA-' a 'A+' y a corto plazo de 'F1+' a 'F1', aunque mantiene la perspectiva estable, ha informado la agencia cuatro días después de la aprobación de la absorción de Caixa Girona, a la que pone en perspectiva positiva.

La Caixa.
La Caixa.

La Caixa mantiene la calificación individual en 'B', pero ve rebajados los ratings a corto y largo plazo por "los desafíos de la débil economía española", país en el que se centra la actividad de la entidad presidida por Isidre Fainé, expone Fitch.

Añade que La Caixa "tiene un modelo de negocio menos diversificado" que otros grupos financieros que mantienen la doble A en la calificación de Fitch.

Con todo, la agencia de rating destaca la fortaleza de La Caixa en banca minorista, lo que da estabilidad a sus ingresos; su liquidez; el reparto de los vencimientos de emisiones de cédulas hipotecarias, y el "uso limitado" de las inyecciones de liquidez del Banco Central Europeo y deuda garantizada del Gobierno.

Pese a que Fitch señala que La Caixa mantiene el riesgo por su "alta exposición" al sector inmobiliario, puntualiza que su morosidad está por debajo del sector, y que más de la mitad de los créditos son a clientes individuales.

Respecto a la absorción de Caixa Girona, Fitch considera que el "pequeño tamaño" de la entidad gerundense (2,9% de los activos de La caixa, 3,3% de los créditos y 3% de los depósitos a cierre de 2009) permitirá una integración que no comprometerá la "sólida fortaleza financiera, perfil de riesgo y adecuación de capital" de La Caixa, que asumirá costes "modestos" por el proceso.

Fitch rebaja la calificación del Instituto Catalán de Finanzas a 'A-'

Fitch Ratings ha rebajado la calificación a largo plazo del Instituto Catalán de Finanzas (ICF), organismo dependiente de la Generalitat, a 'A-' desde 'A', según un comunicado de esta firma.

La calificación a corto plazo también ha bajado y se ha situado en 'F2', cuando anteriormente era 'F1', además, "la perspectiva de esta calificación a corto es negativa".

En su nota, Fitch recuerda que la Generalitat garantiza los fondos y las actividades del ICF y que este organismo cumple la normativa bancaria establecida.