Una proposición no de ley de ERC

El Congreso aprueba que se investiguen los "desequilibrios" en la cadena de distribución

La Comisión de Industria, Turismo y Comercio ha aprobado por unanimidad una proposición no de ley de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) pactada con el resto de grupos que insta al Gobierno a estudiar las "asimetrías y desequilibrios" que se dan entre los actores de la cadena de distribución alimentaria y evaluar si es necesario una modificación de la Ley de contratos del sector.

Inicialmente, ERC pretendía que se investigara el "posible abuso de poder" por parte de las grandes superficies respecto de sus proveedores y "evaluar su impacto" en el mercado y los consumidores, si bien su portavoz, Francesc Canet, aceptó suavizar el texto inicial para poder alcanzar un acuerdo con todos los grupos.

A cambio, la iniciativa reclama al Gobierno que identifique a las empresas con mayor peso en el mercado y su impacto en la competencia. Por último, reclama que se "impulse" la elaboración de códigos de buenas prácticas.

Canet recordó que el Parlamento Europeo ya aprobó en 2008 una declaración escrita criticando el abuso de poder por parte de grandes supermercados que operan en la Unión Europea, acusándoles de presionar a la baja los precios pagados a los proveedores "hasta niveles insostenibles".

La socialista Ana María Chacón aseguró que el Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino está impulsando la elaboración de códigos de buenas prácticas en la cadena de distribución de productos alimenticios.

El 'popular' Celso Delgado ha señalado que la iniciativa original de ERC no "se ajusta a la realidad empresarial y es contradictoria", aparte de que se centra "exclusivamente" en la distribución. Asimismo, incidió en que los códigos de buenas prácticas deben ser "voluntarios" y no "impuestos" por la Administración.