Obras indultadas

Fomento valora en 500 millones la recuperación de infraestructuras

El coste de las obras que el Gobierno prevé retomar estará "en torno a los 500 millones de euros", según dieron el viernes a conocer fuentes del Ministerio de Fomento. Esto representaría un 8% del ajuste total de 6.400 millones para 2010-2011 previsto a mediados de mayo.

La reactivación de infraestructuras anunciada el pasado martes comienza a tomar forma. Portavoces del Ministerio de Fomento estimaron el viernes el coste de las obras indultadas en cerca de 500 millones de euros, aunque la cifra exacta no se conocerá "hasta la primera quincena de septiembre", cuando se plasme en los Presupuestos Generales del Estado para 2011.

El ministro de Fomento, José Blanco, reconoció esta semana que el ajuste previsto para 2011, de un total de 6.400 millones de euros en dos años, era "excesivo". Y la vicepresidenta económica del Gobierno, Elena Salgado, afirmó también que la suma podría retocarse ligeramente.

El margen de recuperación lo da la reciente reducción del coste de la deuda española durante los próximos 18 meses, según el secretario de Estado de Economía, José Manuel Campa. El mandatario subrayó el jueves que cualquier maniobra se realizará dentro del techo de gasto aprobado por el Congreso de los Diputados.

El consejero catalán de obras públicas no se cree la reactivación

Elena Salgado indicó entonces que el porcentaje de obras reactivadas "no sería especialmente significativo" en términos absolutos, y que por tanto tampoco afectaría al objetivo de situar el déficit en un 6% del PIB para 2011. La cifra de 500 millones adelantada ayer supone cerca de un 8% del ajuste previsto para 2010-2011, anunciado el pasado 19 de mayo.

Cuatro proyectos, a salvo

Por su parte, José Blanco confirmó anteayer la reapertura de las obras de la Autovía del Cantábrico a su paso por Asturias y Galicia. Días atrás se levantó el veto a otros tres proyectos que habían sido rescindidos: el segundo puente de Cádiz, el puerto de Despeñaperros y algunos tramos de la A-2 en Cataluña.

El consejero de Política Territorial y Obras Públicas de la Generalitat, Joaquim Nadal, manifestó el viernes su incredulidad ante la reactivación. Nadal aplaude la decisión de Fomento, pero asegura que no creerá en su materialización "hasta que no vea las máquinas trabajando". El titular de Obras Públicas quiso también recordar la negativa catalana a la rescisión o ralentización de algunos proyectos.

Por otro lado, el portavoz de Infraestructuras del Partido Popular en Galicia, Alejandro Gómez Alonso, criticó la gestión de José Blanco y evaluó que los recortes "afectan más a Galicia que Cataluña". Según el representante, el balance del ministro en materia de autovías "es peor" que el de su predecesora, Magdalena Álvarez.

Frente a los 79 kilómetros proyectados en su día en Galicia por la actual eurodiputada, Blanco va a poner en servicio 73 kilómetros "en el mejor de los casos", subrayó Gómez Alonso. El portavoz popular señaló además que de los 670 kilómetros proyectados por Fomento para la red viaria en los últimos seis años, sólo están en obras 143 de ellos. Para terminarlas sería necesario aportar 726 millones de euros para 2011, en sus cálculos.

Perspectiva extranjera

Los analistas internacionales creen que los comentarios del presidente español, José Luis Rodríguez Zapatero, sobre la precaución y la austeridad en los gastos extras "son sólo una manera de empezar a convencer a los mercados financieros de que España es capaz de estabilizar sus finanzas", recoge Reuters. Destacan el hecho de que ayer la prima demandada por los inversores para mantener los bonos a diez años sobre los equivalentes alemanes se amplió a 172 puntos básicos, el nivel más alto desde el 19 de julio. La agencia británica recuerda el sentimiento cada vez más negativo hacia la deuda de España y otros países periféricos de la zona euro, presionados por las sombrías perspectivas para EE UU y Reino Unido.

Un pequeño alivio para las constructoras

El anuncio de los 500 millones de reactivación abre las puertas al indulto de nuevos proyectos. El panorama en el sector está, sin embargo, lejos de despertar consuelo.

De los 18 contratos afectados, al menos la mitad de ellos están adjudicados a constructoras que no se cuentan entre las siete grandes del sector: Constructora Hispánica (Autovía A-27, 54 millones de euros), Peninsular de Contratas y Ortiz Construcciones y Proyecciones (A-63, 38 millones), Altec Infraestructuras (A-23, 53 millones), Aldesa Construcción y Azvi (circunvalación de Burgos, 68 millones) o incluso Ploder (M-40, 36 millones), actualmente sumida en un concurso de acreedores.

De las grandes, Acciona contabilizaba cinco proyectos suspendidos, por valor de 342 millones. A FCC se le cancelaron cuatro proyectos por un importe de 286 millones.

AVE Madrid-Valencia

El Adif ha finalizado la primera fase de la perforación del túnel de Moixent (Valencia), situado en el tramo Nudo de La Encina-Moixent de la línea de alta velocidad Madrid-Castilla-La Mancha-Comunidad Valenciana-Región de Murcia. Su longitud es de 885 metros.