Reduce un 67,4% su beneficio

ACS amplía hasta 2012 la ejecución indirecta de sus acciones en Iberdrola

ACS ha firmado con el banco francés Natixis la ampliación por un año del vencimiento del contrato de derivados sobre las acciones que posee de forma indirecta en Iberdrola, que representan el 4,88% del total de su participación del 12% del capital social de la eléctrica.

Según las cuentas remitidas hoy a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el grupo que preside Florentino Pérez aplaza hasta marzo de 2012 la ejecución de dicha participación indirecta, que pasaría a convertirse en directa.

ACS e Iberdrola mantienen una batalla legal desde el pasado 26 de mayo, cuando la compañía presidida por Ignacio Sánchez Galán pidió que se anulasen los acuerdos adoptados en la Junta de Accionistas de la constructora, alegando infracciones de la normativa jurídico-contable.

Los tribunales han rechazado la petición de medidas cautelares solicitada por Iberdrola para impugnar las cuentas de ACS, así como la suspensión cautelar que esta última pidió de los acuerdos adoptados por la Junta General de accionistas de la eléctrica, que negó la entrada de un representante de la constructora en su consejo de administración.

ACS 36,06 0,61%

Gana un 67,4% menos, hasta 501 millones

ACS obtuvo un beneficio neto de 501 millones de euros en el primer semestre del año, lo que supone un descenso del 67,4% respecto al mismo periodo de 2009, por efecto de la plusvalía que contabilizó el pasado ejercicio por la venta de la participación que tenía en Unión Fenosa, informó el grupo.

Una vez descontado el efecto de este resultado extraordinario, el beneficio del grupo que preside Florentino Pérez se sitúa en 493 millones y arroja un aumento del 10,6%.

La cifra de negocio del grupo de construcción, servicios y energía creció un 0,1% entre los pasados meses de enero y junio, hasta sumar 8.134 millones de euros, en tanto que el beneficio bruto de explotación (Ebitda) se situó en 790 millones, un 6,6% más.

Las participaciones que ACS tiene como primer accionista de Iberdrola (12,6%), Abertis (25,8%) y la constructora alemana Hochtief (30%) aportaron 89,1 millones de euros a su beneficio neto de la primera mitad del año, importe un 34,7% superior al de un año antes. En el caso de la eléctrica, sólo se anota los dividendos.

A cierre del pasado mes de junio, el grupo soportaba un endeudamiento neto total de 10.423 millones de euros, un 12,4% más que a cierre de 2009.

ACS destacó que ya obtiene de su actividad internacional un 29% del total de sus ingresos, después de que su facturación en el exterior creciera un 31,7% en el semestre y generara 2.362 millones. Este "importante crecimiento" provino de todas las áreas de actividad del grupo, pero fundamentalmente de la de construcción, que elevó un 71,3% su facturación exterior.

Áreas de negocio

Pese a ello, los ingresos totales de la rama de construcción de ACS se contrajeron un 4,8% entre enero y junio, hasta los 3.120 millones , por el descenso de la actividad nacional "que continúa afectada por la caída del sector de la edificación residencial y la reducción de los presupuestos públicos".

En este sentido, el grupo destacó el aumento del 48,8% registrado por su cartera de contratos de obra pendiente de ejecutar en el extranjero, que ya constituye casi la mitad de los 11.110 millones de cartera total.

De su lado, la rama de servicios industriales y energía se mantiene en el puesto de primera del grupo en cuanto a generación de ingresos, dado que facturó 3.632 millones de euros, un 2,2% mas y el 44% del total.

Por su parte, la división de servicios medioambientales facturó 1.380 millones de euros, un 5,2% más y la de concesiones 41 millones, un 17,8% más.