Inspirada en la Tasa Tobin

Francia y Alemania presionan para que se establezca una tasa sobre las transacciones financieras

Francia y Alemania reclamaron hoy una "solución europea" para poner en marcha una tasa sobre las transacciones financieras internacionales, inspirada en la Tasa Tobin, después de que esta medida fuera rechazada en la cumbre del G-20 que se celebró en junio en Toronto (Canadá) por la oposición, entre otros, de Estados Unidos.

La ministra de Economía francesa, Christine Lagarde, y su homólogo alemán, Wolfgang Schäuble, escribieron una carta conjunta a la presidencia belga de la UE en la que solicitan que la creación de este impuesto sobre las transacciones financieras se discuta en la reunión informal de ministros de Economía de la UE que se celebrará el 30 de septiembre y el 1 de octubre en Bruselas.

"Estamos convencidos de que la UE debe proseguir sus esfuerzos para establecer esta tasa, que es viable y necesaria", aseguran Lagarde y Schäuble en su misiva. Esta medida tendría el doble objetivo de lograr "un reparto de la carga más justo", de manera que los bancos contribuyan a pagar el coste de futuras crisis; y de "recaudar recursos adicionales" para los presupuestos nacionales.

"Alemania y Francia presentarán propuestas conjuntas para la discusión con el objetivo de hacer avanzar una solución europea", anunciaron Lagarde y Schäuble.