Por su fusión con Caja Duero

Fitch pone el rating de Caja España bajo perspectiva negativa

Fitch ha puesto el rating a largo plazo de Caja España bajo perspectiva negativa tras el anuncio de su fusión con Caja Duero por considerar que la entidad resultante se enfrenta a los retos del estancamiento de la economía española y no se beneficia de diversificación geográfica.

La agencia de calificación crediticia ha adoptado esta decisión después de que las asambleas de ambas entidades y eBanco de España dieran 'luz verde' a la operación, que permitirá a las cajas acceder a recursos del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) por importe de 525 millones de euros.

Fitch estima que dichos recursos, que deberán ser devueltos a un precio del 7,75%, permitirán absorber saneamientos en la cartera hipotecaria y de enajenación de activos de la entidad combinada, si bien considera que el proceso de integración entraña riesgos.

Advierte además de que la entidad fruto de la fusión seguirá afrontando retos significativos por la situación económica de España, con un crecimiento átono en los próximos años, una tasa de paro de alrededor del 20% y un sector inmobiliario en recesión.

La futura caja contará con activos totales por valor de 47.000 millones de euros y una cuota de mercado en depósitos del 29% en la comunidad de Castilla y León. Caja Duero y Caja España ocupan los puestos 13 y 17, respectivamente, en el ranking de cajas con mayor volumen de activos.