Cuentan ya con 2.200 entidades

Los entes públicos de las comunidades siguieron creciendo en plena crisis

Los Gobiernos regionales cuentan ya con 2.200 entidades y empresas

Las comunidades autónomas siguieron engordando sus estructuras societarias anexas en plena crisis económica. Es una de las principales conclusiones que se puede extraer de la actualización del inventario de entes de las Administraciones que hizo público ayer el Ministerio de Economía y Hacienda.

A 1 de julio de 2009 las comunidades autónomas contaban con 2.012 entes públicos dependientes, entre organismos autónomos, entidades empresariales, consorcios, fundaciones, sociedades mercantiles y universidades. Seis meses más tarde, a fecha de 1 de enero de este año el número de entes es de 2.181, es decir 178 más. Del total, más de 800 corresponden exclusivamente a Andalucía, Cataluña y Baleares.

Aunque el Ministerio de Hacienda advierte que buena parte de estas nuevas altas en el inventario se deben a una "mejora de la actualización" de los mismos (es decir, existían pero no estaban bien contabilizados), el propio ministerio asegura también que en, al menos en 17 casos, se trata de entes de "nueva creación". Es decir, en plena crisis económica y después de un año con caídas generalizadas del producto interior bruto, las comunidades siguieron elevando sus estructuras administrativas y empresariales satélites. Llama la atención la elevada proporción de consorcios y sociedades mercantiles (1.221), que aglutinan más del 50% del total de entes regionales. En segundo lugar, resaltan las fundaciones adscritas (466), 57 más que seis meses antes.

Recortes de última hora

El inventario no tiene en cuenta los planes de ajuste que han ido aprobando las comunidades autónomas desde el comienzo de este año con el ánimo de recortar el gasto público, a exigencias del Gobierno central, por lo que es de suponer que se producirá una disminución del número cuando se efectúe la nueva contabilidad el próximo año.

Por el momento, las comunidades que han dado un paso adelante en ese adelgazamiento han sido Castilla-La Mancha, Cataluña y Baleares. Estas dos últimas anunciaron ayer la supresión de 63 y 87 entidades dependientes, respectivamente.

El Estado central, cinco veces menos

El elevado número de entes adscritos a las comunidades autónomas llama la atención mucho más si se compara con los del Estado central. A 1 de enero de 2010, el sector público estatal contaba con 473 entes, cinco veces menos que el conjunto de las comunidades. Este número se ha mantenido prácticamente sin variaciones desde 2007, año en el que comenzaron a vislumbrarse los primeros efectos de la crisis económica y financiera internacional. Al igual que con las comunidades, en el Estado central predominan también las sociedades mercantiles y asimiladas, que llegan a 211, casi la mitad del total. En este inventario tampoco están registrados los recortes en el número de entes y de altos cargos y aprobados por el Gobierno en abril y mayo.