En un rango entre el 3,2% y el 3,7%

Actas de la Fed: La economía crecerá por encima de lo esperado y el desempleo disminuirá

La Reserva Federal elevó sus estimaciones de crecimiento de EE UU para 2010 y redujo sus perspectivas para el desempleo y la inflación, de acuerdo a las actas de la Junta Federal de Mercado Abierto de la Comisión del 27 y el 28 abril.

La Reserva Federal dijo que la economía se expandirá en un rango de entre un 3,2% y un 3,7% este año, frente al pronóstico de crecimiento de un 2,8% a un 3,5% que adelantó en enero. Mientras que para 2011 mantiene sus previsiones sin cambios, con un crecimiento de entre un 3,4% y un 4,5% del PIB.

Según las actas del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC), la Fed también ha modificado su previsión sobre la tasa de desempleo para finales de 2010, que sitúa entre el 9,1% y el 9,5%, frente a la estimación realizada en la reunión del mes de junio, que situaba el dato entre el 9,5% y el 9,7%.

A pesar de que los miembros de la institución creen que el crecimiento de la economía estadounidense continuará, alerta de la existencia de algunos factores que podrían frenar la expansión de la actividad económica y conllevar algunos riesgos para el crecimiento. "El reciente aumento en el gasto de los consumidores parece estar apoyado de forma importante por la demanda reprimida y, posiblemente, por otros factores temporales", explica.

Asimismo, algunos de los miembros de la Fed manifestaron su preocupación por la crisis de la deuda soberna en Grecia y otros países de la europea periférica, ya que podría tener "un impacto adverso en los mercados financieros estadounidense y podría ralentizar la recuperación económica en el país".

Por otra parte, los miembros FOMC de la Fed mostraron su división sobra la estrategia de la venta de activos, aunque la mayoría considera apropiado posponerla hasta que "la recuperación económica se estabilice" y después de que se haya llevado a cabo la primer subida de tipos de interés.

Las actas de la reunión del FOMC reconocen, sin embargo, que otros miembros de la Fed están a favor de que se anuncie en breve un calendario general para la futura venta de activos, con una fecha de inicio que tiene porque estar necesariamente vinculada con el aumento de los tipos de interés. Incluso algunos son partidarios de comenzar las ventas "relativamente pronto".

En la última reunión del Comité de Mercado Abierto la Fed estudió un plan para comenzar a vender los activos relacionados con hipotecas, pero la mayoría de los miembros del comité lo rechazó. Asimismo, mantuvo sin cambios las tasas de interés en el nivel del 0,25% y reiteró el mismo mensaje de los últimos meses de que el precio del dinero se mantendrá en niveles excepcionalmente bajos durante un periodo prolongado de tiempo, donde está desde diciembre de 2008. Además, decidió postergar "por un tiempo" la venta de los activos que adquirió durante su intervención para estabilizar los mercados desde 2007.

"La venta (de activos) normalizaría el volumen la composición de la hoja de balance y desactivaría, al menos en parte, la política no convencional de estímulo puesta en práctica durante la crisis", indican las actas.