Crisis griega

El Gobierno espera unanimidad política en la convalidación del plan de rescate griego

Un decreto ley y dos acuerdos aprobados este viernes por el Consejo de ministros encauzan la ayuda que España aportará a Grecia por importe de 9.794 millones de euros. De ellos, 3.672 serán desembolsados este año. "Nos llevan a ello razones de solidaridad y de responsabilidad con el presente y el futuro de Europa", aseguró la vicepresidenta primera, María Teresa Fernández de la Vega.

El préstamo se financiará con deuda pública y el decreto que lo incorpora tendrá que ser convalidado por el Congreso. De la Vega espera para ello la unanimidad de las fuerzas políticas y agradeció el apoyo recibido del PP, precisado en la reunión que José Luis Rodríguez Zapatero y Mariano Rajoy mantuvieron el miércoles.

El paquete global de la ayuda prestada a Grecia por la UE y el FMI suma 110.000 millones en tres años. El compromiso establecido estipula que Grecia deberá devolver los préstamos recibidos en ocho trimestres consecutivos a partir de los tres años del desembolso de cada cantidad. Las cantidades, dijo De la Vega, se desembolsarán cada tres meses, el mismo periodo fijado para fiscalizar que el país helénico cumple sus compromisos de ajuste presupuestario.

El precio del préstamo a Grecia seguirá la fórmula habitual utilizada por el Fondo Monetario Internacional con algunos ajustes: se utilizará un tipo variable, tomando como referencia el euríbor, con un sobrecargo de 300 puntos básicos. También se aplicará otro recargo de 100 puntos básicos para toda cantidad que quede pendiente de reembolso durante más de tres años. Por último, operará una comisión de 50 puntos básicos para cubrir costes operativos.

Zapatero comparecerá el miércoles en el Congreso para detallar este plan de ayuda. De la Vega pidió este viernes tranquilidad ante la convulsión que viven los mercados, señaló que el Código Penal puede perseguir prácticas especulativas y descartó elecciones anticipadas.