Espera cerrar el año con resultados positivos

Portland espera salir de los números rojos este año tras perder 8,6 millones a marzo

Cementos Portland Valderrivas, filial del grupo FCC, ha registrado unas pérdidas de 8,6 millones de euros en el primer trimestre del año, frente al beneficio de 7,5 millones que obtuvo en el mismo periodo de 2009.

No obstante, Portland espera cerrar el año con resultados positivos, en línea con los del ejercicio anterior, cuando logró un beneficio neto de 24 millones de euros, según adelantaba ayer en una presentación a analistas.

El grupo cementero explicaba que la compañía ha vuelto a la senda de la recuperación desde mediados de marzo y los signos positivos "son cada vez más evidentes", por lo que espera abandonar los números rojos durante el segundo trimestre.

La crisis de la edificación residencial, unida a la adversa climatología en España y Estados Unidos, ha pasado factura a la filial de FCC, al igual que al conjunto del sector cementero. Entre enero y marzo, el beneficio bruto de explotación (Ebitda) se situó en 44 millones de euros, un 38% menos que un año antes. Del mismo modo, la cifra de negocio se redujo un 23%, hasta 191 millones. El grupo mantiene su estrategia de potenciar las políticas de ahorro y controlar las inversiones para salir reforzado de la crisis cuando cambie el ciclo.