Conferencia en el Cosmocaixa

Corbacho cree que la reforma laboral podría cerrarse a finales de mayo

El ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, ha dicho hoy que el nuevo convenio laboral entre sindicatos y patronales "podría cerrarse en las próximas dos o tres semanas", aunque ha matizado que hay temas de contratación que se deben discutir "más a fondo".

El ministro, que ha clausurado hoy la conferencia internacional sobre microfinanzas en el Cosmocaixa de Barcelona, ha insistido en que no trabaja "con un calendario fijo, pero es evidente que a finales de mayo se producirá la resolución final".

También ha considerado muy positivo que las cifras del paro hayan "bajado por primera vez en nueve meses" y ha señalado que el número de afiliados de la Seguridad Social encadena ya tres meses de subidas.

Corbacho ha pronosticado una recuperación "lenta y tímida", aunque ha expresado "mucha confianza" en una evolución positiva, y ha dicho que el trabajo del Gobierno es "discreto pero a la vez muy intenso".

El responsable del Ministerio de Trabajo ha dicho que ya hay "algunos indicadores positivos que deben hacernos ver el futuro con más esperanza, como la reducción del stock de viviendas, o el incremento del ahorro de las familias".

También ha reconocido que "en el ámbito macroeconómico hay diferencias de opinión en cuanto a mantener o no los estímulos a la economía", y aunque ha defendido los ajustes adoptados en Alemania, ha matizado que "en España hubiesen provocado 600.000 desempleados más".

Corbacho se ha escudado en el hecho de que "nuestra tasa de desempleo ha sido históricamente superior a la del resto de Europa", y ha subrayado los "logros conseguidos en los ámbitos económicos y sociales" durante los últimos años.

El ministro ha culpado a la burbuja inmobiliaria y a la crisis internacional de la situación actual y ha expresado que ésta debe ser una "oportunidad para hacer cambios en la dirección adecuada".