Presentará en breve propuestas contra el déficit

Díaz Ferrán habla de "verdadera emergencia fiscal"

El presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, asegura que España se enfrenta a una "verdadera emergencia fiscal" por su elevado déficit público y corre el riesgo de caer en una "crisis de deuda" como la que vive Grecia. En este escenario, Ferrán presentará en las "próximas semanas" un batería de propuestas para reequilibrar las cuentas que girará en torno a la reducción del gasto público.

Estas son algunas de las ideas que el presidente de la patronal pone negro sobre blanco en un artículo publicado hoy en el diario 'El País' recogido por Europa Press, en el que arranca dejando claro que España aún no es Grecia, pero concluye afirmando que "no actuar de forma inmediata es permanecer en el filo de la navaja".

Así, Díaz Ferrán asegura que "España aún está muy lejos de la prima de riesgo que los inversores internacionales asignan a Grecia" -ha superado los 100 puntos básicos frente a los 600 del país heleno-, pero recuerda que "en poco más de dos años, España ha dejado de ser uno de los alumnos más aventajados de la eurozona".

Y es que, según el presidente de la CEOE, España ha perdido la confianza de sus socios por culpa del "agujero presupuestario" generado por la crisis y, más aún, por "las dificultades de reducción de este déficit en un plazo razonable". "A los inversores internacionales les surgen dudas sobre la sostenibilidad de la deuda pública española", alerta.

Reprimenda al Gobierno

Ahora bien, en este contexto, "la actitud del Gobierno y las medidas adoptadas no han sido ni son suficientes", por lo que, a su juicio, es acuciante "adoptar las medidas adecuadas y dar señales claras e inequívocas de que el ajuste fiscal es prioritario". En otras palabras, Díaz Ferrán indica que "el ajuste no debe ser sólo una respuesta a la amenaza de los mercados, sino algo de lo que estamos convencidos".

A estas críticas al plan de ajuste del Gobierno, Díaz Ferrán superpone una serie de "propuestas" que, según dice, los empresarios van a dar a conocer "en las próximas semanas" y que se referirían "primordialmente a la reducción del gasto" y no a la subida de impuestos, como propone el Ejecutivo.

Además da pistas al señalar que "la sociedad española" debe decidir cuáles son sus políticas prioritarias y recortar en los programas secundarios, que los precios deben reflejar mejor el verdadero coste de las cosas y que "se debe ajustar mejor los escasos recursos existentes".

Asimismo, señala que en los programas prioritarios se deben mejorar la eficiencia del gasto, elevando la productividad de la Administración", y se debe reordenar el sector público. "El presupuesto debe recortarse los menos posible en aquellas partidas que elevan la productividad y la capacidad de crecimiento, y simultáneamente se debe mantener la red básica de protección para los sectores sociales más vulnerables", añade.

Una reforma laboral para controlar el déficit

Por otro lado, Díaz Ferrán asegura que el recorte del gasto no es suficiente y hacen falta también reformas estructurales como la del mercado laboral, que eleven el potencial de crecimiento de la economía española.

"Con una tasa de paro del 20%, que se espera que se reduzca de forma sustancial en los próximos años, es imposible corregir las cuentas públicas", afirma antes de añadir que "la reforma laboral es una magnífica oportunidad de cambiar esta situación".

Según Díaz Ferrán, dicha reforma, que permanece en proceso de negociación entre empresarios y sindicatos bajo la mirada atenta del Gobierno, "favorecerá que se necesite menos crecimiento para crear empleo y que con el mismo crecimiento se creen más puestos de trabajo".