Catástrofe natural en el Golfo de México

BP sufragará todas las reclamaciones "legítimas" por el vertido de crudo

La gigante petrolera británica BP está dispuesta a hacerse cargo de todas las reclamaciones "legítimas" por daños que se presenten a consecuencia del vertido de crudo desde uno de sus pozos en el Golfo de México, que amenaza con causar una catástrofe medioambiental.

Así lo expresa hoy, en declaraciones al "Financial Times", el consejero delegado de la compañía, Tony Hayward, quien viajó hoy a Estados Unidos para supervisar personalmente las medidas puestas en marcha para solventar la situación.

El viernes, el Gobierno de EEUU manifestó su "decepción" porque BP no haya sido capaz de sellar aún el pozo causante de la marea negra en el Golfo, que empieza a llegar ya a la costa estadounidense de Luisiana, y dijo que exigirá "responsabilidades" a los causantes del desastre.

La secretaria de Seguridad Nacional, Janet Napolitano, y el de Interior, Ken Salazar, se desplazaron a Luisiana para seguir de cerca las tareas de contención de la gran mancha de aceite, que amenaza la costa de ese estado, rica en especies salvajes y en recursos pesqueros.

"No es nuestro accidente, pero tenemos la responsabilidad de limpiarlo. Honraremos las reclamaciones legítimas por daños que presente la gente", afirmó Hayward.

El Gobierno estadounidense ha puesto en marcha una investigación sobre las causas de la explosión y hundimiento de la plataforma petrolífera Deepwater Horizon, propiedad de Transocean con concesión de BP, hace diez días, que causó 11 muertos.

BP ha asegurado que ha movilizado "todos los recursos necesarios para luchar contra el vertido", lo que incluye tanto sellar el pozo de extracción como contener la expansión de la mancha y limpiar la costa afectada.

No obstante, la respuesta que ha dado la empresa, que no tiene seguro internacional y debe afrontar por sus propios medios el desastre, no ha satisfecho completamente a las autoridades.

Se calcula que actualmente el pozo está vertiendo al mar unos 800.000 litros de crudo al día.